Redacción Médica
20 de julio de 2018 | Actualizado: Viernes a las 18:30

Los sindicatos rechazan que el transporte sanitario se dé a la oferta “más barata” con “peores” condiciones

El servicio técnico de la empresa más valorada en la licitación tiene la mitad de puntuación que la actual contrata, aseguran

Martes, 10 de abril de 2012, a las 18:28

Redacción. Santander
Los sindicatos mayoritarios en las empresas concesionarias del transporte sanitario de la región, UGT, CCOO y CSIF, han reiterado su rechazo a que el Servicio Cántabro de Salud (SCS) “se decante exclusivamente por la oferta más barata pero con peores condiciones técnicas” en el proceso de licitación del servicio porque “sería un grave error con consecuencias inmediatas”.

Asunción Ruiz y Margarita Ferreras, responsables de los sectores de Sanidad de CCOO y UGT, respectivamente.

En un comunicado, UGT, CCOO y CSIF insisten en que “la licitación del servicio público del transporte sanitario no puede adjudicarse a una empresa única y exclusivamente porque su oferta económica sea más barata e incluso por debajo de lo presupuestado por el SCS, y más, cuando la estimación oficial de su servicio técnico tiene un valor de 15 puntos, que no llega a la mitad de los 31,5 de la otra candidata, la actual contrata”.

En este sentido, los sindicatos agregan que “la gran diferencia en la valoración que el SCS hace de las condiciones técnicas de una y otra empresa es de por sí significativo de lo que ofrece cada una en vehículos, instalaciones, medios disponibles y capacidad operativa, además de en personal, porque conlleva una pérdida de empleo que incuestionablemente deteriorará la calidad del servicio y la atención a los ciudadanos”.

De hecho, UGT, CCOO y CSIF matizan que las dudas sobre la calidad del servicio que aporta en su oferta esta empresa, que no tiene actividad alguna en Cantabria, ha retrasado el propio proceso de licitación porque, entre otros defectos observados, “hace continua referencia a instalaciones y medios disponibles y operativos en otros proyectos de la empresa en otras provincias pero no al plan de coordinación y operatividad específicos de Cantabria”, tal y como se precisa en la propia documentación oficial del Servicio Cántabro de Salud.

Los sindicatos afirman que el propio informe del SCS sobre la oferta de esta nueva empresa alude a que “el plan de coordinación y operatividad propuesto difiere del plan operativo y necesario en Cantabria” y que “no aporta documentación de los centros de los que va a disponer para ello”.