12 nov 2018 | Actualizado: 18:50

Los sindicatos alertan del cierre de 400 camas hospitalarias

Medina ha asegurado que en el Materno Infantil está previsto el cierre de la planta quinta de Tocoginecología

Jueves, 17 de mayo de 2012, a las 15:37

Redacción. Las Palmas
Los sindicatos con representación en la sanidad pública canaria han alertado de que los ajustes presupuestarios podrían conllevar, a partir de septiembre, el "cierre definitivo" de 400 camas hospitalarias, después de que en verano queden fuera de servicio temporal unas mil. Así lo ha afirmado el portavoz de Intersindical Canaria (IC), Bernardo Medina, en una rueda de prensa ofrecida tras una concentración de protesta que han secundado unos 200 trabajadores del complejo hospitalario Materno-Insular de Gran Canaria.

Bernardo Medina, portavoz de Intersindical Canaria .

Según Medina, el cierre de camas afectará en mayor medida a este complejo hospitalario de Gran Canaria, que cuenta con un millar y en el que trabajan 6.000 personas, pero también se hará extensible al Hospital Doctor Negrín y al San Roque de Santa María de Guía, en la misma isla, además de al Hospital de La Candelaria, en Tenerife.

El portavoz de IC ha reprochado a los gobiernos autonómicos de distinto signo político, también al canario, su "incapacidad de interferir con medidas eficaces en el devenir de la política económica europea" y que vean los servicios esenciales "como enemigos a batir". Bernardo Medina ha asegurado que tanto el 15M como los sindicatos del sector público tratarán de impedir "por todos los medios, que la economía sea intervenida y que la sanidad y la educación sean privatizadas", porque ello tendría consecuencias para trabajadores y, sobretodo, para los usuarios.

Medina ha asegurado que en el Materno Infantil está previsto el cierre de la planta quinta de Tocoginecología, para unificarla con la ocho, lo que implicará el cese o la finalización de contratos de sesenta trabajadores. El portavoz de IC ha afirmado que la baja ocupación que ha alegado el Servicio Canario de la Salud para explicar el cierre de esta planta y la clausura definitiva de otra del área Pediátrica no es real, ya que, "una importante cantidad de población" se ha desviado a un hospital privado del sur de Gran Canaria, en el que "la Gerencia ha externalizado intervenciones quirúrgicas y consultas externas".

Además de participar, el próximo miércoles, en la manifestación a la que están llamados los trabajadores de los servicios públicos de Canarias, Medina ha hecho un llamamiento al presidente del Gobierno canario, Paulino Rivero, a quien ha advertido de que "la población de las Islas no se merece que los más desfavorecidos sean los que paguen las consecuencias de la crisis, dados los niveles de pobreza que se registran en el archipiélago". Medina ha agregado que "con menos dinero, no se puede hacer ni más ni lo mismo", pese a que Rivero diga lo contrario.

El portavoz de IC ha alertado también de la posibilidad de que, como ocurre en Castilla La Mancha, se privaticen hospitales públicos en Canarias, "lo que sólo beneficiaría a unos pocos" e iría "en detrimento de la calidad asistencial". Bernardo Medina ha informado de que las medidas de presión que el colectivo adopte en adelante serán las que decidan los trabajadores en asamblea, si bien ha avanzado que podrían materializarse en paros parciales y diarios.