16 nov 2018 | Actualizado: 00:00

Los jefes de Servicio de Son Llàtzer envían una carta de protesta a la Consejería

Advierten de la “degradación” que sufrirá la sanidad pública

Domingo, 01 de julio de 2012, a las 14:14

Redacción. Palma de Mallorca
Los jefes de Servicio y jefes de sección del Hospital Son Llàtzer, en una carta, han manifestado su desacuerdo con los recortes aplicados por el Servicio de Salud de Baleares y la Consejería de Salud, ya que "conducen a una degradación de la atención sanitaria pública que fundamentalmente irá en detrimento de la salud de los ciudadanos".

Xavier Feliú, gerente de Son Llàtzer.

Los sanitarios, en este aspecto, han pedido a estos organismos que reconsideren las decisiones tomadas en las últimas semanas porque, a su parecer, "no van a mejorar la atención que reciben los pacientes" y, además, "minusvaloran todas las contribuciones llevadas a cabo por los profesionales".

En este sentido, han señalado que Baleares es la comunidad autónoma que menor gasto público tiene en todo el Estado y que, en los últimos tiempos, los presupuestos destinados a la sanidad han sido "insuficientes para cubrir las necesidades de la población". En la misiva también han criticado que las retribuciones por guardia de este colectivo son las más bajas de España y ha recordado la dificultad de obtener facultativos para trabajar en Ibiza y en Menorca debido a la "doble insularidad".

Asimismo, han protestado porque, entre otras cosas, consideran que se les "culpabiliza" ante la opinión pública sobre aspectos en los que no tienen "ningún poder de decisión". Así, han querido aclarar que la reducción de jornada laboral de 37,5 horas a 35 horas semanales "no pretende ampliar el horario de atención al cliente, sino reducir el salario". Así, han indicado que, hasta la fecha y a pesar de que oficialmente trabajan 37,5 horas, el personal sanitario -de forma tradicional- "realizan mayor número de horas de trabajo en los hospitales y centros de salud de las acordadas por convenios".
Imprimir