Redacción Médica
26 de septiembre de 2018 | Actualizado: Martes a las 21:50

Los hospitales públicos absorben más del 95 por ciento de su demanda

Según el consejero “cada vez utilizamos más nuestros recursos y menos los ajenos”

Viernes, 04 de abril de 2014, a las 13:09
Miriam Muñoz / Imagen: Miguel Angel Escobar. Madrid
Este viernes el consejero de Sanidad, Javier Rodríguez, ha presentado los datos de 2013 sobre derivaciones de cirugías y pruebas diagnósticas. El consejero ha señalado que “siguiendo la política de transparencia se trasmitirá toda la información de los centros sanitarios públicos en el ejercicio 2012 y 2013, para poner de manifiesto cuál es la realidad de la atención sanitaria pública”. Mientras que los hospitales públicos han realizado el 95,7 por ciento de las intervenciones que se demandan al sistema público sanitario, los hospitales concertados han tenido una reducción del 17,3 por ciento de derivaciones.

Zaida Sampedro, directora general de Sistemas de Información Sanitaria, Javier Maldonado, viceconsejero de Asistencia Sanitaria, Javier Rodríguez, consejero de Sanidad, Belén Prado, viceconsejera de Ordenación Sanitaria e Infraestructuras y Mariano Alcaraz, director general de atención especializada.

El director general de Atención Especializada, Mariano Alcaraz, ha destacado que el incremento global de intervenciones quirúrgicas en centros de la red pública ha sido del 2,3 por ciento, con cerca de 10.000 intervenciones más. En este sentido, Alcaraz ha hecho énfasis en que “las derivaciones quirúrgicas a centros concertados ha disminuido en 2012 un 5,2 por ciento hasta representar el 4,3 por ciento del total en 2013, lo que supone una reducción del 17,3 por ciento”.

Con respecto al número de urgencias atendidas, Mariano Alcaraz ha citado que “en los últimos 3 años permanece bastante estable, con un incremento de solo el 3,1 por ciento en 2013”. Finalmente el director general de atención especializada ha desgranado los datos de las cinco pruebas diagnósticas más relevantes (ecografías, mamografías, TAC, resonancias magnéticas y endoscopias).

Javier Rodríguez, consejero de Sanidad.

Del mismo modo, Javier Rodríguez ha destacado que en 2013 los centros de la red sanitaria pública realizaron más del 93 por ciento del total de estas pruebas y que se derivaron el 6,9 por ciento de ellas. Esto supone que el número de pruebas diagnósticas derivadas a centros concertados se ha reducido entre 2012 y 2013 en 38.386 pruebas, por ello según el consejero “cada vez utilizamos más nuestros recursos y menos los ajenos y la realidad es que cada vez se deriva menos”. Las ecografías derivadas a centros concertados han bajado un 14,1 por ciento respecto al año anterior, las mamografías se han reducido en un 53,1 por ciento, los TAC han bajado un 37,5 por ciento y las resonancias magnéticas se han disminuido un 22,9 por ciento.

Por su parte Rodríguez ha citado que “si añadimos que se han abierto nuevos hospitales y si se han hecho obras para mejorar y para más que duplicar la superficie de urgencias desde 2003, se comprenderá que las urgencias difícilmente se pueden encontrar colapsadas”.

En este sentido, ha trasmitido que “lo que sí puede ocurrir es que en determinadas ocasiones existan momentos puntuales en los que haya una mayor afluencia”. Finalmente, el consejero ha  señalado que en las listas de espera “existe un 45 por ciento de pacientes que rechazan derivaciones ya que hay ciudadanos que prefieren pasar la fecha de 30 días”.

Rodríguez ve “irresponsable” hacer campaña contra las derivaciones

El consejero de Sanidad ha afirmado que la campaña contra las derivaciones de intervenciones quirúrgicas a centros concertados supone “una irresponsabilidad” y ha espetado que “uno esperando en las listas de espera se puede morir”.

Javier Rodríguez ha remarcado que la Comunidad de Madrid adquirió el compromiso de intervenir a los pacientes en menos de 30 días y que ello puede hacerse con los recursos propios del Servicio Madrileño de Salud o con recursos “ajenos”. En este sentido, ha dicho que los pacientes que dicen que no en el caso de las derivaciones pasan a un estadio de más de 30 días pero que, incluso en esa situación, el periodo de demora es “mucho más corto” porque se ha aumentado la actividad de los centros propios.