16 dic 2018 | Actualizado: 10:00

Los españoles quieren otra gran reforma del SNS

Las mujeres están más preocupadas por el asunto que los hombres

vie 12 diciembre 2014. 19.34H
Jesús Vicioso Hoyo. Madrid
Siete de cada diez españoles creen que es “muy importante” que el Gobierno central emprenda reformas en el sistema sanitario nacional para ayudar al crecimiento económico del país. Estos datos se desprenden del Eurobarómetro, en el que también se refleja que la mayoría de ciudadanos que piden cambios es cada vez superior: sube seis puntos respecto al anterior estudio.

Fuente: Eurobarómetro.

De hecho, de entre los pocos países donde cada vez hay más adeptos a esta opinión, España es el tercero entre los que el incremento es mayor, al mismo nivel que Portugal, cuyo porcentaje final es prácticamente similar (67 y 69 por ciento, respectivamente). Por el contrario, los estonios y finlandeses son los europeos que más contentos se muestran con su actual sistema sanitario y, por ello, ‘solo’ la mitad considera un asunto “muy importante” el abordaje de su mejora. En el otro lado de la tabla, en los más insatisfechos, están Malta e Irlanda (86 y 83 por ciento, respectivamente).

Este volumen de respuestas en España certifica que para la mayoría de los ciudadanos no es suficiente el último gran cambio normativo, el RD 16/2012, bien para corregir algunos aspectos tratados o bien para introducir novedades en otros ámbitos. Cierto es que el estudio no se adentra en las singularidades de cada corpus legislativo nacional, y, por ende, en el español. Pero no todos los Estados radiografiados en el Eurobarómetro han sufrido una reforma tan profunda y de tan alto calado como la que impulsó el Gobierno con Ana Mato al frente de la cartera de Sanidad, de ahí que el dato sea especialmente relevante.

Otra pregunta lanzada por los autores del Eurobarómetro es sobre si es o no importante que el gobierno de cada nación europea introduzca reformas sanitarias con el fin de mejorar la situación económica, se incentive el crecimiento y la incorporación de nuevos trabajadores al sistema. En España, el 89 por ciento de la población está de acuerdo con que este asunto es clave, con lo que se sitúa en la parte central de la tabla, lejos del 96 por ciento de Letonia, a la cabeza, y Estonia, en la parte completamente contaria (93 por ciento).

Sin embargo, los que están plenamente contentos con la situación actual, y que por tanto no piden ningún cambio al considerar que no es algo relevante, en España representan el 9 por ciento de la población, el mismo dato que se repite en gran parte del Viejo Continente, como Holanda o Francia, y muy próximo al recogido en Italia (un punto menos) o Alemania (un punto más).

Los ciudadanos piden reformas en la agenda gubernamental

En general, la inmensa mayoría de europeos entiende que su respectivo gobierno nacional ha de introducir reformas sanitarias, situando éstas prácticamente al mismo nivel que las del mercado laboral o la educación. Por detrás se sitúan los cambios en pensiones, seguridad social y los impuestos.

En este sentido, el Eurobarómetro ofrece unos curiosos resultados sociodemográficos, entre los que destacan que las mujeres son un poco más que los hombres que piensan que es importante introducir reformas en la salud sistema (91 frente al 87 por ciento, respectivamente). Además, los jóvenes son los que más están a favor de que haya cambios sanitarios, así como los empleados con trabajo manual, cuya opinión favorable es prácticamente unánime (95 por ciento) frente a otras profesiones, que están en torno al 86 y 90 por ciento.

ENLACES RELACIONADOS:

Informe del Eurobarómetro sobre la Zona Euro (en inglés)

La mayoría de los europeos considera prioritaria la investigación sanitaria (13/10/14)