El objetivo es velar por los derechos de sus usuarios



31 ene 2013. 15.55H
SE LEE EN 1 minuto

Redacción. Santiago
La Consejería de Trabajo y Bienestar, a través de la Inspección de Servicios Sociales, prevé realizar en 2013 un mínimo de 1.900 visitas a entidades, centros y programas que desarrollan su trabajo en esta área. El objetivo de estos controles es velar por los derechos de las personas usuarias de estos servicios y programas.

Beatriz Mato, consejera de Bienestar Social.

Como novedad este año se incorpora la fiscalización de los contratos y convenios realizados por la Consejería de Trabajo y Bienestar con entidades que prestan servicios sociales.

La planificación para este año continúa la misma línea de años anteriores, primando el derecho de las personas usuarias y reforzando en este ejercicio la línea de asesoramiento de las entidades prestadoras con el objetivo de incrementar la calidad en su atención.

En 2013 se garantizará la inspección del cien por cien de los servicios de carácter residencial de mayores, discapacitados y menores, así como de otros centros y programas como los puntos de encuentro familiar o el programa de adopción internacional.


Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.