Redacción Médica
16 de julio de 2018 | Actualizado: Domingo a las 18:30

Lorenzo no descarta “ajustes” en farmacia hospitalaria y en recetas sin merma de la calidad

Advierte de que la Enfermería debe reorientarse hacia la prevención de la salud

Martes, 29 de abril de 2014, a las 19:16
Redacción. Murcia
La consejera de Sanidad y Política Social, Catalina Lorenzo, ha considerado, como médico y gestora, que “se pueden seguir haciendo ajustes en temas del capítulo 2”, que es el relativo a gastos corrientes como luz, agua, material o farmacia hospitalaria, donde “tenemos que ser más eficientes, tenemos que trabajar más con los profesionales y con los usuarios de la aanidad para llegar a alcanzar esos objetivos”, dijo.

Incluso –señaló la consejera– también cabe mejorar la gestión en el capítulo 4, en lo que respecta a las recetas, donde “aún hay mucha capacidad de mejora y ahí es donde debemos de poner nuestro impulso para favorecer la disminución del gasto sin bajar la calidad de la asistencia”.

En declaraciones a Onda Regional y al ser preguntada por nuevos ajustes, Lorenzo destacó que los profesionales “son la mejor herramienta que tenemos en la sanidad pública, precisamente para prestar esa asistencia de calidad que tienen los ciudadanos de la Región”.

A su juicio, estos profesionales “han dado ya en esta crisis económica buena parte de un esfuerzo importante por parte de todos para colaborar a que se siga manteniendo la sanidad pública en perfectas condiciones”.

Lorenzo ha remarcado que la educación a los pacientes es una tarea de los profesionales sanitarios y, fundamentalmente, de los médicos y los enfermeros. “Muchas veces, cuando el paciente entra en la consulta no necesita un medicamento, sino un consejo, estar un poquito con ellos, prestarle atención y explicarle bien de qué se trata su proceso”, apuntó.

Además, destaca que la labor de Enfermería “debe ser enfocada también, sobre todo, a temas de prevención y promoción de la salud, porque es algo que estamos perdiendo en la atención primaria”.