Redacción Médica
19 de julio de 2018 | Actualizado: Miércoles a las 19:50

Las patronales del sector concertado piden concreción sobre la unificación de servicios

Helena Ris reclama que el impacto de la RAT se “el menor posible en 2013”

Lunes, 10 de junio de 2013, a las 11:11

Helena Ris. directora general de La Unió.

Redacción. Madrid
Las principales patronales del sector sanitario, La Unió y el Consorci de la Salut y Social de Catalunya (CSC), han reclamado más concreción de los planes de unificación de servicios asistenciales, que planea la Conselleria de Salud de la Generalitat para evitar 8.000 ingresos y ahorrar 64 millones.

El presidente del CSC, Manel Ferré, y la directora general de La Unió, Helena Ris, se han manifestado de acuerdo con el trasfondo de la medida estructural para ganar eficiencia, aunque han matizado sus posturas.
La directora de La Unió ha reclamado que el impacto de esta Reordenación Asistencial y Territorial (RAT) sea "el menor posible en 2013", con el fin de analizar bien a nivel territorial las consultas e ingresos que son evitables.

"Nos tenemos que asegurar que los datos están validados y técnicamente" están refrendadas, y que no se aplica una reorganización de forma precipitada solo para practicar ajustes, que se deberán sumar al recorte de tarifas del 4,6 por ciento al sector concertado, ha señalado Ris.

Ferré se ha afanado en pedir "propuestas más concretas, más trabajadas y específicas con una foto final de centro por centro", aunque de entrada le ha parecido bien la propuesta.

Ha reclamado especialmente un "consenso con el ámbito local", tras un diálogo con el territorio que permita un acompañamiento con el sector territorial y centro por centro.

Las denominadas RAT están formadas por una veintena de proyectos que se aplicarán progresivamente hasta 2015, prevén evitar 18.000 ingresos hasta esa fecha, especialmente de enfermos crónicos y de usuarios que serán atendidos con cirugía mayor ambulatoria.

En rueda de prensa a final de esta semana, el director del CatSalut, Josep Maria Padrosa, anunció que este año se evitarán 8.000 ingresos, lo que representa un 1 por ciento del total de ingresos que se producirán este año en los hospitales catalanes --unos 750.000, divididos a partes iguales entre ingresos de urgencias y por operaciones quirúrgicas--.

El proyecto de reorganización, que ya se ha empezado a explicar a proveedores y patronales de la sanidad concertada, apunta también a la puesta en marcha de un modelo de contratación centrado en la compra de resultados, lo que Salud asegura que beneficiará también la transparencia y la rendición de cuentas, y a una extensión mayor de las TIC sanitarias.

Asimismo, y en relación a los 64 millones previstos de ahorro fruto de un descenso del 1 por ciento en la actividad, los responsables del CatSalut han descartado que ello vaya a contribuir a un aumento de las listas de espera, ya que precisamente este ahorro se puede destinar a un aumento de la compra de intervenciones y también a una futura recuperación del poder adquisitivo de los profesionales en dos o tres años.