Redacción Médica
20 de septiembre de 2018 | Actualizado: Jueves a las 22:05

Las instituciones sanitarias colaboradoras de Universidad San Jorge se reúnen en la Clínica Montpellier

El catedrático de Anatomía de la Universidad de Zaragoza, Arturo Vera, ha impartido una conferencia sobre ‘La elaboración de un profesional biomédico’

Martes, 12 de abril de 2011, a las 11:30

Redacción. Zaragoza
El salón de actos de Clínica Montpellier acogió el pasado jueves una jornada de trabajo de todas las instituciones sanitarias que colaboran con la Universidad San Jorge. El acto estuvo presidido por el director de Clínica Montpellier, Alfredo Pérez Lambán, y por el director de la Facultad de Ciencias de la Salud en la Universidad San Jorge, Antonio Lacleriga.

Alfredo Pérez Lambán y Arturo Vera.

En esta ocasión, en el encuentro celebrado en Clínica Montpellier, participaron representantes de la propia clínica anfitriona, de Clínica Ntra. Sra. del Pilar, del Hospital MAZ, Hospital Quirón, Hospital San Juan de Dios, Hospital Viamed Montecanal, Neuropsiquiátrico Ntra. Sra. del Carmen, y los responsables académicos de la Facultad de Ciencias de la Salud de la USJ, así como del Colegio de Médicos de Zaragoza y del Colegio de Enfermería de la capital aragonesa.

Por parte de la Universidad San Jorge, el director de la Facultad de Ciencias de la Salud, Antonio Laclériga mostró su satisfacción por la colaboración con todas las entidades privadas presentes y  dejó la puerta abierta a todas las personas que, con su bagaje y experiencia, quieran aportar algo a la Universidad San Jorge.

Acto académico

Tras una primera parte de encuentro habitual que mantienen estas instituciones, en un segundo momento, y abierto al público, tuvo lugar una conferencia, impartida por el que fuera Decano de la Facultad de Medicina de Zaragoza desde el año 2003 y hasta 2010, Arturo Vera, que habló  sobre ‘La elaboración de un profesional biomédico’.

En la presentación del ponente, el director de Clínica Montpellier, Alfredo Pérez Lambán, reconoció la difícil tarea que le correspondió a Arturo Vera como Decano al tener la responsabilidad de adecuar los planes de estudios de la Facultad de Medicina con la implantación del Plan de Bolonia. “Un sistema formativo éste, diseñado para toda la Unión Europea, que posibilita una formación más profesional del estudiante lo que le capacita para trabajar más rápidamente”, indicó Pérez Lambán.

El director de Clínica Montpellier recordó cómo su centro asistencial colaboró durante dos años (2008-2010) con la Facultad de Medicina que lideraba Vera, en los primeros intentos de reforma de la enseñanza de la medicina, con la experiencia de un rotatorio práctico durante un  cuatrimestre, que pretendía preparar el camino y adaptarlo al nuevo plan de formación de los futuros médicos. Una colaboración, la de Clínica Montpellier, que obtuvo una  muy buena valoración por parte de los estudiantes.

Precisamente, señaló Pérez Lambán, la experiencia acumulada por el Vera, tanto en la adaptación de estudios como en la adaptación de mentalidades, resulta valiosísima para la elaboración del profesional biomédico ya que le permite tener una visión completa de todo el escenario y en consecuencia, de las distintas partes integrantes del mismo, profesorado, alumnos, instituciones y red hospitalaria-asistencial.

El nuevo Plan de formación

En su conferencia, Arturo Vera abordó su experiencia en la Facultad de Medicina y cómo se afrontó en un primer momento la realización de las prácticas clínicas de cuatro meses. Así, se remontó a cuando se elaboró el plan y cómo se viene desarrollando este “prácticum” dentro del nuevo plan de grado.

Arturo Vera se refirió a las necesidades de formación teórico-práctico y, en particular, incidió en la inmersión profesional. En este sentido, recordó, “cómo ahora se organiza la docencia de forma diferente porque existen claras directrices europeas para ello”. Y que habrá que seguir haciendo adaptaciones en la vertiente profesional y práctica, de ensayo profesional.

En la actualidad, incidió el catedrático de Anatomía, “se está dentro del plazo de rodaje y en seis años el Plan debería ser ratificado. Lo importante es que ahora se pueden hacer los cambios que se consideren necesarios. Dentro de seis años sabremos si hemos hecho bien la tarea y reunimos las condiciones para formar médicos del espacio europeo”.

Durante su exposición Vera también apunto “hipotetizando”, dos modelos formativos  ajustados a Bolonia, tanto en Fisioterapia como en Enfermería. De momento, señaló, “no nos queda otra que trabajar, trabajar y trabajar bien, y planificar bien”.