17 nov 2018 | Actualizado: 18:20

La Universidad de La Laguna rechaza la financiación pública de la homeopatía

Por carecer por completo de “base científica alguna”

Martes, 11 de enero de 2011, a las 18:23

Universidad de La Laguna.

El Aula Cultural de Divulgación Científica de la Universidad de La Laguna se ha manifestado contra la financiación pública de las “pseudociencias” al tiempo que ha recordado que "ha asumido como tareas principales de su existencia la divulgación del conocimiento científico, del pensamiento crítico y de la identificación de las pseudociencias". Señalan que uno de los aspectos concretos de esta labor ha sido el "periódico recordatorio" que sus integrantes se han visto obligados a hacer, "ante la participación de instituciones públicas en eventos dirigidos a sembrar la confusión en el seno de la sociedad, dando marchamo científico a unas prácticas que carecen de tal condición".

Aseguran que “tres años y medio después de la primera protestan”, contemplan “con estupor y con temor creciente que instituciones de la importancia del gobierno y el parlamento canarios manifiestan una actitud claramente acogedora de prácticas que, como la homeopatía, carecen por completo de base científica alguna".

En esta línea explican que "como científicos, como docentes y como miembros de una sociedad que debe ser informada de forma veraz,” están “en la obligación moral de recordar que la homeopatía es una pseudomedicina donde las pruebas tangibles y contrastadas de su eficacia terapéutica brillan por su ausencia".

De este modo, desde el Aula Cultural de Divulgación Científica de la Universidad de La Laguna pretenden “manifestar una vez más que la única alternativa a la medicina es una medicina mejor, añadiendo además que difícilmente puede tenerse ésta si se le detraen recursos para despilfarrarlos en unas pseudoterapias carentes del más mínimo valor médico". Apelan a “la responsabilidad de quienes ocupan las más altas magistraturas de las instituciones gubernativas de las islas para recordarles que, sean o no tiempos de crisis, los fondos públicos no pueden destinarse a la difusión de las pseudociencias y el oscurantismo".