Redacción Médica
16 de julio de 2018 | Actualizado: Lunes a las 13:00
Miércoles, 08 de junio de 2011, a las 00:42

Redacción. Murcia
María José Ros y Ana Torres, facultativos especialistas responsables de la Unidad de Cirugía Ortopédica Infantil del Servicio de Traumatología del Complejo Hospitalario Santa María del Rosell, han realizado la primera intervención "que se lleva a cabo de una patología traumatológica y en nuestra área de salud a una paciente de tres años", según fuentes del Área de Salud II.

María José Ros y Ana Torres.

Así, Ros ha señalado "hasta ahora, no podíamos operar a pacientes traumatizados o con alteraciones de huesos y articulaciones de menos de 20 kilogramos de peso y menores de 8 años, que eran derivados al centro de referencia regional con el que colaboramos".

La operación, que ha consistido en la corrección de una tenosinovitis estenosante, lo que se conoce como dedo en resorte, "ha sido una intervención relativamente sencilla ya que iremos progresivamente incrementando en complejidad de procesos".

"Se trata de solucionar la hinchazón que constriñe los tendones situados en la base de la mano y que hacen que el dedo no se pueda mover libremente produciendo dolor cuando se mueve e incluso su atascamiento" para lo que el equipo de la Unidad de Cirugía Ortopédica Infantil ha estrenado los quirófanos de la especialidad en el Hospital de Santa Lucía.

La Unidad de Cirugía Ortopédica Infantil, que ya estaba en funcionamiento en el Hospital del Rosell, ha realizado desde su puesta en marcha diversas intervenciones, siempre a niños mayores de 8 años, como "alargamientos y correcciones de deformidades angulares de miembros inferiores, pies cavos o planos o deformidades consecuentes de la parálisis cerebral infantil".

A partir de ahora, se podrán realizar otro tipo de intervenciones más complejas en relación con las enfermedades y deformidades en niños "como displasias de cadera, pie zambo o pie cabo, sin necesidad de trasladar a los pacientes" y "seremos capaces de asumir progresivamente un amplio abanico de la cirugía traumatológica infantil".

Igualmente, se intervendrá a los pacientes que acudan al Servicio de Urgencias "con diferentes diagnósticos, como por ejemplo fracturas de codo o fémur, que no tendrán que ser trasladados e ingresarán en nuestro hospital, evitando molestias derivadas".