20 nov 2018 | Actualizado: 21:40

El Hospital de Inca quiere convertirse en generador osteotendinoso

El informe se basa en los procedimientos de detección, selección y evaluación del donante de tejido

Viernes, 22 de noviembre de 2013, a las 13:18

Redacción. Palma de Mallorca
El Hospital Comarcal de Inca está analizando su potencialidad para convertirse en generador de otros tejidos, como hueso y tendón, a raíz de los óptimos resultados registrados en la generación de córneas.

Para ello, el equipo de coordinación de trasplantes -liderado por la intensivista Laura de Carlos y en el que participan Beatriz Hidalgo y Joana Gómez- ha trabajado en el desarrollo de un estudio con la finalidad de evaluar la potencialidad de este hospital para asumir de manera eficiente la extracción de tejido osteotendinoso (hueso y tendón), según ha informado el Gobierno en un comunicado.

Cabe destacar que el método elegido ha sido un análisis descriptivo y retrospectivo de todos los pacientes fallecidos en el hospital en el período comprendido entre el 1 de junio de 2012 y el 31 de mayo de 2013.

El informe se ha fundamentado en el Manual de procedimientos de detección, selección y evaluación del donante de tejido osteotendinoso y tejido corneal, avalado por la Fundación Banco de Sangre y Tejidos de las Islas Baleares.

De este análisis se desprende que durante el periodo del estudio se produjeron 414 fallecimientos y que, a partir de este dato, se analizó a los donantes potenciales de tejido corneal.

Estableciendo el punto de corte en los 80 años como primer criterio de inclusión o exclusión, el resultado fue que el número de donantes potenciales de córnea era de 172, de los cuales se descartaron los que presentaban contraindicaciones médicas -como VIH o hemodiálisis crónica, entre otras-; por lo que el número final de pacientes susceptibles de ser donantes de córneas descendió a 113.

Su media de edad fue de 67,2 años y su origen fueron fallecimientos producidos en las unidades de hospitalización de patología médica, en primer lugar, seguidos por los decesos en urgencias y en la unidad de cuidados intensivos.

Tejido osteotendinoso

Con relación a los potenciales donantes de tejido osteotendinoso, se estableció también un límite de edad en los 80 años. Una vez revisadas las contraindicaciones médicas, se determinó que, de los 172 fallecidos citados, 80 eran aspirantes viables a ser donantes de hueso y tendón. La media de edad era de 68,2 años y todos ellos también eran susceptibles de donar tejido corneal.

Asimismo, en el informe se refleja un análisis más específico para determinar los donantes potenciales de otros tejidos, tales como cartílago y menisco. En esta variable, el punto de corte de edad de los pacientes fallecidos se situó en los menores de 50 años, que dio como resultado la cifra de 7 donantes potenciales.

Hospitales comarcales

Los datos obtenidos en este estudio revelan que hay un volumen de donantes potenciales de diversos tejidos en el Hospital Comarcal de Inca y, por extensión, en el resto de hospitales comarcales de agudos de otras Comunidades Autónomas.

Cabe destacar que una de las innovaciones de esta iniciativa fue que está documentado que la mayoría de las donaciones de tejidos diversos se limita a los que a su vez son donantes multiorgánicos.

Esta circunstancia implica que el objetivo de aumentar el número de donantes de tejidos entre los pacientes fallecidos por parada cardiaca -constatando la potencialidad que pueden tener los hospitales comarcales- abra un planteamiento pionero en la concepción de centros generadores de tejidos.

Por último, en la nota se destaca que el equipo de coordinación de trasplantes del Hospital Comarcal de Inca ha presentado este "novedoso planteamiento" por medio de una comunicación en la XXVIII Reunión Nacional de Coordinadores de Trasplantes, que tuvo lugar en Alicante del 6 al 8 de noviembre.