Redacción Médica
16 de julio de 2018 | Actualizado: Domingo a las 18:30
Viernes, 21 de febrero de 2014, a las 15:36
Redacción. Valladolid
La consejera de Hacienda, Pilar del Olmo, ha presentado este viernes a los representantes de los sindicatos la oferta de la Junta de Castilla y León para el abono a plazos de la parte devengada de la extraordinaria de Navidad de 2012, que pasa por pagar en el mes de abril la totalidad de esos 44 días a los empleados públicos que cobren menos de 25.000 euros anuales. Además, la propuesta contempla que el personal dependiente de la administración regional y los organismos autónomos reciba el 25 por ciento de esa extra en la misma fecha mientras que el resto (75 por ciento) se haría efectivo en febrero del año próximo.

Pilar del Olmo.

Del Olmo ha reiterado la “voluntad” del Ejecutivo regional por alcanzar un acuerdo con los sindicatos en el abono de la parte proporcional de la paga extra, en parte porque las sentencias en favor de los trabajadores “nos han hecho reflexionar”, ya que dijo que si los tribunales condenan a la Junta al pago de costas judiciales el desembolso será mayor.

También, ha apuntado que el deseo de la Administración regional es favorecer a los empleados públicos, “en la medida de nuestras posibilidades”. La consejera destacado los problemas presupuestarios para hacer frente a unos 50 millones de euros que no estaban contemplados en las cuentas públicas.

De ahí, el ofrecimiento de un abono a plazos que de ser aceptado por los sindicatos favorecería a 37.500 trabajadores que cobran menos de 25.000 euros anuales y que en abril percibirían una media de 300 euros. El resto de empleados, con nóminas más altas, obtendría el otro 75 por ciento a principios del año próximo, con un nuevo ejercicio presupuestario y la posibilidad de dotar el crédito necesario.

Según los cálculos de la Consejería, el 42 por ciento de los empleados públicos dependientes de la Junta cobrará la totalidad de la parte de extra suprimida por el Gobierno central en abril, de ser aceptada la propuesta por los sindicatos. Pilar del Olmo ha mostrado su satisfacción en que los representantes sindicales no hayan cerrado la negociación y vayan a estudiar la oferta planteada este viernes por la Junta, “que les ha cogido por sorpresa”.

La consejera de Hacienda ha destacado la oferta del Ejecutivo regional porque “todos los empleados saben que van a cobrar y cuándo”. Ha recordado que muchas de las demandas individuales no se resolverán hasta 2015 o 2016. También están pendientes los recursos en el Tribunal Supremo y en el Constitucional, que pueden suponer un cambio de criterio.