Redacción Médica
22 de julio de 2018 | Actualizado: Domingo a las 16:10

La farmacia madrileña reclama que se reabra el debate del modelo retributivo

González advierte de que “la situación económica provocada por los sucesivos reales decretos tiene que tener un límite”

Martes, 17 de junio de 2014, a las 15:48
Eduardo Ortega Socorro. Madrid
En una sala repleta de representantes del sector de la oficina de la farmacia, del de la distribución, del de la industria y de la Administración sanitaria regional, Luis González ha tomado posesión de la presidencia del Colegio de Farmacéuticos de Madrid, visiblemente emocionado. En sus primeras palabras como presidente de la botica regional, González ha recordado que “la situación provocada por los sucesivos reales decretos tiene que tener un límite. El esfuerzo que nosotros teníamos que hacer está hecho y ahora toca reforzar y devolver la estabilidad al sector”.

Luis González, mientras jura su nombramiento. A su izquierda, Javier Rodríguez, consejero de Sanidad de Madrid, y Alberto García Romero, presidente saliente del Colegio de Farmacéuticos de Madrid.

Por ello, reclama que se reabra el debate del “modelo retributivo” de la oficina de farmacia y el margen que permite la venta de medicamentos. “Nos gusta que nos digan que somos fundamentales para el Sistema Nacional de Salud (SNS), pero preferimos que se nos reconozca menos y que también se nos recorte menos”.

De hecho, González asegura que los farmacéuticos son “rehenes” de un  sistema que “penaliza nuestros esfuerzos”.

Un colegio más transparente

Por otro lado, González indica que las principales líneas de su mandato van a moverse por el ámbito de la participación y de la colaboración, para generar un “colegio más plural, prestigioso y representativo”. Con este fin, se van a abordar cambios de régimen interno en las vocalías y en el reglamento electoral.  También vaticina que se revisarán los “conceptos retributivos” de la junta de gobierno.

Además, indica que se va a continuar y ampliar el catálogo de servicios de las farmacias de la región con un programa destinado a pacientes crónicos dependientes, “en un proyecto que se va a presentar a la Consejería “  de Sanidad regional.

Por su parte, Javier Rodríguez, consejero de Sanidad de Madrid, que ha asistido al acto, felicita a Rodríguez, al que conoce “desde hace muchos años”, y defiende la buena relación entre Administración y  farmacia, asegurando que es “el mejor ejemplo de colaboración público privada.