Redacción Médica
23 de septiembre de 2018 | Actualizado: Sábado a las 20:00

La exconsejera de Sanidad declara que Matas amañó el concurso de Son Espases

Niega ante el juez que ella impulsara el trato de favor a la empresa de comunicación

Miércoles, 20 de agosto de 2014, a las 12:06
Redacción. Madrid
La que fue consejera de Salud y Consumo de Baleares desde 2003 hasta 2007 con Jaume Matas como presidente de esta comunidad autónoma, Aina Castillo, no ha dudado en despojarse de toda acusación por el presunto trato de favor a la empresa Over Marketing en el concurso del hospital Son Espases. La exconsejera ha declarado ante el juez instructor del ‘caso Over’, José Castro, que fue Matas quien le “sugirió” a OHL para que realizara un trabajo de comunicación sobre este hospital, por lo que la empresa de Daniel Mercado recibió 670.000 euros.

Aina Castillo, exconsejera balear de Salud.

La exresponsable de Salud de la región ha declarado en calidad de imputada y ha negado que su consejería se beneficiara de esta adjudicación:  “Desde mi consejería en ningún caso se ha beneficiado a ninguna empresa de comunicación ni se ha participado en ninguna trama de financiación ilegal”.

Castillo se ha defendido así de las acusaciones de Mercado, que señaló como impulsores de este amaño a la propia Castillo y a su exjefa de prensa Maria Luisa Durán. El propietario de Over también aseguró que, a cambio de ese trato de favor, tenía que contratar a Durán para que coordinara la campaña de publicidad de Son Espases con un sueldo de 6.000 euros. La exconsejera ha aprovechado hoy para negar categóricamente haber alcanzado ese acuerdo con Mercado y ha asegurado que Marisa Durán nunca simultaneó su cargo con la de empleada de Over.

Según ha explicado la exresponsable de Salud, rompió la relación con el dueño de Over al porque se dio cuenta de que le engañaba al asegurarle que hinchaba la facturación de la publicidad de Son Espases porque con parte de ese dinero se financiaba el PP.

Estas declaraciones se suman a la larga lista de acusaciones a las que se enfrenta el expresidente, actualmente encarcelado. Según ha informado El Mundo, en los últimos días, los investigadores han interrogado a diferentes personas del entorno de Matas en Palma, Madrid y Barcelona para demostrar que amañó el proceso de adjudicación de la construcción del hospital de Son Espases de Palma, la obra pública más cada de la historia reciente de Baleares. Unos interrogatorios que, según estas fuentes, pueden perjudicar al expresidente.

NOTICIAS RELACIONADAS : 

El PP pide a la Fiscalía llegar “hasta el final” en la investigación de Son Espases (19/08/14)