Redacción Médica
20 de septiembre de 2018 | Actualizado: Jueves a las 22:05

La Eurocámara pide que se agilice el reconocimiento de títulos de profesiones sanitarias en la UE

Consideran que se necesitan aclarar los requisitos lingüísticos para que las autoridades nacionales puedan conocer y evaluar sus competencias

Martes, 15 de noviembre de 2011, a las 18:45
Redacción. Madrid
El pleno del Parlamento Europeo ha reclamado en un informe adoptado este martes más medidas para favorecer la movilidad de los profesionales en el mercado interior, sobre todo que se simplifique y agilice el reconocimiento de las cualificaciones profesionales de médicos, dentistas y farmacéuticos, entre otros, para impulsar el crecimiento económico, flexibilizar el mercado laboral y cubrir la falta de profesiones en determinados sectores en algunos Estados miembros.

La Eurocámara tiene previsto presentar en diciembre una propuesta para revisar la actual directiva.


Los eurodiputados lamentan en el informe que el sistema actual de reconocimiento de titulaciones profesionales "es excesivamente lento y complicado", tanto para las autoridades como para los profesionales, pese a que la legislación comunitaria actual cubre cerca de 800 sectores y garantiza el reconocimiento automático de las titulaciones de médicos, dentistas, farmacéuticos, enfermeros, cirujanos y comadronas. Ello perjudica el derecho de los profesionales a desarrollar su carrera en otro Estado miembro, argumentan.

La Comisión Europea tiene previsto presentar en diciembre una propuesta para revisar la actual directiva que regula las cualificaciones profesionales, cuya movilidad es una de las 12 prioridades identificadas en el Acta del Mercado Único. En este sentido, los eurodiputados proponen introducir una tarjeta profesional voluntaria ligada al Sistema electrónico de Información del Mercado Interior (IMI, por sus siglas en inglés) para facilitar el intercambio de datos entre los Estados miembros.

En el caso concreto de los profesionales sanitarios, consideran que se necesitan aclarar los requisitos lingüísticos para que las autoridades nacionales puedan conocer y evaluar sus competencias en este ámbito como parte del proceso de reconocimiento de las titulaciones por entender que "la capacidad de comunicación con los colegas y los pacientes es fundamental para evitar situaciones peligrosas o que encierren una amenaza para la vida de las personas".