Redacción Médica
20 de julio de 2018 | Actualizado: Jueves a las 19:00
Miércoles, 08 de mayo de 2013, a las 16:24

Redacción. Madrid
La Clínica Universidad de Navarra (CUN) va a abordar la construcción de un nuevo centro hospitalario en Madrid, en lo que supone la segunda fase de su desarrollo en la capital. Según señala la CUN, el solar donde se ubicará el nuevo hospital cuenta una localización más estratégica que la actual, si bien está previsto que su actividad comience en 2016, toda vez que aún se está trabajando en el proyecto arquitectónico.

José Andrés Gómez Cantero.

Desde 2004 la Clínica cuenta con un policlínico en Madrid donde se realizan consultas externas, diagnóstico por imagen y cirugía mayor ambulatoria en dos quirófanos y que oferta 21 especialidades médico-quirúrgicas y  atiende más de 22.000 consultas anuales. Esa sede tenía carácter provisional, mientras se encontraba un lugar idóneo para desarrollar un proyecto clínico más completo y contar con suficientes camas para ingresos.

“El proyecto obedece a la creciente demanda de los propios pacientes de la Clínica en Madrid y alrededores que se atienden hoy en día en el centro ambulatorio existente, y que reclaman un centro con posibilidad de ingreso hospitalario”, ha señalado el director general de la Clínica, José Andrés Gómez Cantero. Al mismo tiempo, la nueva sede responde “a la intención de aproximar el hospital a otros puntos de la geografía española y facilitar el acceso a pacientes de otros países, consolidando así su carácter internacional”, ha revelado Gómez Cantero.

El nuevo centro hospitalario ocupará un solar de unos 45.000 m2 localizado entre la Avenida América-A2, el Puente Felipe Juvara y la calle del Marquesado de Santa Marta, en una zona muy próxima al final de la calle Alcalá, a diez minutos en coche del aeropuerto de Barajas y accesible desde la M-40.

La nueva clínica albergará especialidades médicas organizadas en torno a cuatro grandes áreas, que aglutinan las patologías más prevalentes: Área de la Mujer, Área Cardiovascular, Área Oncológica y Área de Diagnóstico de Alta Resolución (Chequeos, consultas de alta resolución y procedimientos preventivos). Estará dotado de 5 quirófanos para cirugía mayor, equipamiento clínico de última generación y 60 camas para ingreso hospitalario, con capacidad para una futura ampliación. “Se pretende así un hospital especialmente orientado a procesos ambulatorios y a consultas médicas de las patologías más frecuentes”, ha señalado Gómez Cantero.

Además, el nuevo hospital puede generar alrededor de 400 puestos de trabajo directos. A estos nuevos empleos, “hay que añadir los indirectos, que surgirán como consecuencia de la potenciación de servicios en la zona urbana en la que se va a ubicar la nueva Clínica”, explica el director general.