19 nov 2018 | Actualizado: 21:40

Fecma elige la UIMP para demandar un Pacto por la Sanidad

Que garantice la medicina integral y la equidad de servicios en el SNS

Jueves, 07 de julio de 2011, a las 20:05

Redacción. Santander
La junta directiva de la Federación Española de Cáncer de Mama (Fecma), integrada por representantes de 38 asociaciones que suman 35.000 asociadas, pide a los responsables de todas las administraciones sanitarias públicas "responsabilidad, sensibilidad y compromiso para alcanzar un Pacto por la Sanidad que garantice la sostenibilidad del sistema público de salud", subraya su presidenta, Antonia Gimón.

La junta directiva de Fecma en Santander.

La dirección de Fecma ha hecho estas valoraciones en la reunión mantenida en Santander, coincidiendo con la celebración en la Universidad Internacional Menéndez Pelayo del curso 'Políticas de género en el ámbito de la salud', organizado por la Federación y dirigido por el oncólogo José Manuel López Vega.

La resolución de la junta directiva aboga por un pacto sanitario "que garantice la sostenibilidad, la cohesión, la equidad y la calidad de nuestro sistema nacional de salud, que es gestionado por diferentes administraciones pero es único es su concepción constitucional como garante del derecho universal a la salud". "Como pacientes activas, defendemos una medicina integral que reconozca derechos y deberes de los pacientes y de los profesionales, vinculando esa sanidad integral a lo mejor de la tradición del humanismo en la medicina y al reconocimiento de una visión integral de la persona", finaliza Gimón.

Éxito de convocatoria del curso

La reunión de la junta directiva de Fecma en Santander se produce de forma paralela a la convocatoria del curso de la UIMP en el que, durante dos días, mujeres con cáncer de mama, responsables de estrategias de salud y especialistas en oncología analizarán en diferentes intervenciones y mesas redondas las políticas de género en el ámbito de la salud y los retos del sistema nacional de salud, entre otros aspectos. El curso, con cerca de un centenar de asistentes, es uno de los más numerosos que se desarrollan este verano en la Menéndez Pelayo.