Redacción Médica
18 de septiembre de 2018 | Actualizado: Martes a las 18:00

En Navarra se realizaron 40 trasplantes renales, 24 hepáticos y 5 de corazón en 2011

Dos personas están en lista de espera para recibir un corazón, 16 para trasplante de hígado y 77 de riñón

Lunes, 02 de enero de 2012, a las 13:22

Juan José Unzué.

Redacción. Pamplona
Durante el año 2011 se realizaron en Navarra un total de 40 trasplantes renales (4 de ellos de donante vivo), 24 trasplantes hepáticos (3 de donante vivo) y 5 cardíacos. Así lo ha informado Juan José Unzué, coordinador de trasplantes de la Comunidad foral.

Estos datos indican un incremento, tanto en los trasplantes renales como en los hepáticos, con respecto al número de los realizados en 2010, cuando se registraron 25 trasplantes renales y 17 hepáticos. Por el contrario, se ha producido un descenso de los trasplantes de corazón: 5 en 2011 frente a los 10 del año anterior.

Por otra parte, ha precisado Unzué dos personas están en lista de espera para recibir un corazón, 16 para trasplante de hígado y 77 de riñón, 10 de ellos con contraindicación médica temporal (que no pueden ser trasplantados de momento).

El coordinador de trasplantes, que ha precisado que la edad de los donantes está aumentando, ha explicado que “las donaciones de cadáver están bajando”, y ha detallado que las muertes por accidentes de tráfico están descendiendo y que, por tanto, “hay que buscar otras fuentes”.

Ha explicado también Unzué que “las unidades coronarias van mejor, los ictus van a menos porque las personas se cuidan más, la medicina Primaria cada vez funciona mejor, por lo que hay que ir a la donación de vivo”.

Unzué ha dicho que se está fomentando la donación de vivos entre los más jóvenes, en colegios, universidades, etc. “En las familias hay que fomentarlo”, ha expuesto, para añadir que “con un riñón se puede vivir perfectamente y con un trozo de hígado también, porque el hígado se regenera”.

Tras animar a hacerse donantes, el coordinador de trasplantes ha dicho que en la Comunidad foral “no hay ningún problema en la donación de tejidos, es más, regalamos a otras autonomías”.