15 nov 2018 | Actualizado: 13:35

El retraso de las obras del ambulatorio de Antxo, responsabilidad de Osakidetza

Aseguran que el Gobierno Vasco no ha hecho nada para agilizar su creación

Miércoles, 16 de marzo de 2011, a las 17:38

Redacción. Guipúzcoa
La alcaldesa de Pasaia, Maider Ziganda ha asegurado que la responsabilidad de la demora en la construcción del nuevo ambulatorio de Antxo recae únicamente sobre Osakidetza que, asegura “no ha hecho nada para avanzar en la solución definitiva”.

Maider Ziganda.

A través de un comunicado, y tras haber recibido varias quejas en este sentido, la alcaldesa ha desmentido “rotundamente” que sea el Ayuntamiento el que ha obstaculizado la solicitud del proyecto de equipamiento provisional para el centro de salud, hasta que se construya el nuevo ambulatorio.

“Han mentido con descaro”, asegura en la nota al tiempo que recuerda que pasado siete años desde que se aprobaron las Normas Subsidiarias, en las que se garantizaba el terreno necesario para dicho centro en Luzuriaga.

Al parecer, como consecuencia de «esa falta de gestión» del Ejecutivo vasco, los responsables de Osakidetza propusieron en febrero de 2010 al consistorio la instalación provisional en Viteri, en el solar donde se ubicaba la escuela, de unos módulos prefabricados adonde trasladar el ambulatorio.

“Un mes después, tuvo entrada en el Ayuntamiento la solicitud de Osakidetza para ello, a la que, a pesar de no avanzar hacia la solución final, respondimos afirmativamente en menos de 15 días”, indica.

Sin embargo, el pasado mes de enero volvieron a reunirse por última vez y definieron la documentación que debía tener necesariamente el proyecto. Pero en una siguiente reunión a principios de febrero, siempre según el comunicado el Departamento Vssco de Salud “no había realizado el documento de acuerdo a la conversación mantenida un mes antes por lo que se solicitó que presentaran la documentación que faltaba”, afirma Ziganda, quien considera que se ha respondido “con gran diligencia” a todas las solicitudes y se pregunta “a qué responde la estrategia de tergiversar la realidad y de manipular a la ciudadanía contra su Ayuntamiento”.

“No tenemos el menor reparo en seguir trabajando codo con codo con Osakidetza y con el centro de Salud de Antxo para conseguir la solución definitiva a las necesidades de la ciudadanía, que no es, ni de lejos la que se propone ahora, sino que se construya cuanto antes un centro de salud definitivo que permita dar a los antxotarras el servicio que se merecen. Y eso está en manos del Gobierno Vasco desde hace muchos años”, concluye.