Redacción Médica
21 de septiembre de 2018 | Actualizado: Viernes a las 19:50

El Puerta del Mar pone en marcha una unidad de hidradenitis supurativa

Padece la enfermedad aproximadamente el uno por ciento de la población

Martes, 04 de noviembre de 2014, a las 16:46
Redacción. Cádiz
El Hospital Puerta del Mar de Cádiz ha puesto en marcha una unidad específica para atender a pacientes con hidradenitis supurativa o hidrosadenitis, enfermedad inflamatoria autoinmune conocida también como acné inverso. Se trata de una de las primeras unidades específicas para atender a estos pacientes en España.

Según informa el propio centro hospitalario en un comunicado, aunque no hay datos concretos sobre el número de personas que padecen esta enfermedad, sí existen estimaciones que apuntan a que la padecen aproximadamente el uno por ciento de la población. De esta forma, en Andalucía habría unos 83.000 pacientes con esta enfermedad, 12.000 de ellos en Cádiz.

La hidradenitis supurativa es una enfermedad crónica que se caracteriza por la presencia de áreas inflamadas que provocan nódulos, forúnculos o abscesos, generalmente localizados en axilas o ingles. Esta enfermedad se desarrolla habitualmente en adultos a partir de los 20 años.

Según el facultativo especialista de Dermatología del Hospital Puerta del Mar David Jiménez, "la hidradenitis supurativa es una enfermedad muy dolorosa e incapacitante, cuando los abscesos se abren supuran pus y dejan cicatrices que pueden provocar disminución de movilidad".

La hidradenitis supurativa, además, afecta a zonas genitales "por lo que influye sobre la vida sexual de estos pacientes; como consecuencia, estos pacientes presentan también una frecuencia elevada de depresión".

En algunos casos, además, esta enfermedad "puede presentar complicaciones, y aunque es muy infrecuente, el paciente puede llegar a desarrollar cáncer de piel sobre la zona afectada". La creación de esta unidad en el Hospital Puerta del Mar tiene como objetivo "mejorar el conocimiento y el tratamiento de esta enfermedad".

Jiménez destaca que "a los pacientes les aporta un beneficio claro: conocer qué les ocurre, tener un médico de referencia para que les ayude a manejar su enfermedad y poder llegar a conseguir la remisión clínica de la enfermedad". El especialista explica que "la hidradenitis supurativa no tiene cura, aunque con el tratamiento adecuado los pacientes pueden llegar a tener una vida prácticamente normal".

En la unidad de hidradenitis supurativa los pacientes dispondrán de una escuela de pacientes en la que podrán recibir información directa del especialista sobre cómo debe manejarse esta patología. "Es fundamental el conocimiento de la enfermedad por parte de la población; facilitando el acceso a la información esperamos ofrecer una solución y mejorar la calidad de vida de los pacientes y su entorno", concluye el doctor Jiménez.