Redacción Médica
19 de septiembre de 2018 | Actualizado: Martes a las 19:05

El PSOE reclama otro convenio para la atención sanitaria en zonas fronterizas con Madrid

Bellido ha subrayado que este servicio ya existía en 2011 con el Gobierno del PSOE

Jueves, 30 de mayo de 2013, a las 10:38

Redacción. Guadalajara
Tras el anuncio parte de la Junta de Comunidades de la firma de un convenio para la atención en núcleos de población fronterizos entre Castilla-La Mancha y Aragón, el secretario general del PSOE en Guadalajara, Pablo Bellido, ha ofrecido una rueda de prensa para expresar su "satisfacción", pero también para asegurar que este convenio ya lo tenían los socialistas mientras gobernaban en Castilla-La Mancha. Además, ha pedido a la presidenta de la región, María Dolores Cospedal, que firme otro convenio similar con la Comunidad de Madrid.

“Lo que ha hecho el PP es la reposición de algo que ya tenían los pacientes de Molina de Aragón y fueron Cospedal y Echániz quiénes crearon el problema", ha señalado Bellido, que ha apuntado que "lo que no estamos dispuestos es a que nos engañen”. En este sentido, ha destacado la presión ejercida por los vecinos de Molina de Aragón y su comarca.
No obstante, el secretario del PSOE ha pedido al Partido Popular que restablezca el convenio que tenía con la Comunidad de Madrid. “Hasta 2011 existió un acuerdo y funcionaba el servicio, es decir, que el PSOE de Castilla-La Mancha era capaz de alcanzar acuerdos con el PP de la Comunidad de Madrid, pero ahora el PP de Castilla-La Mancha es incapaz de alcanzarlos con el PP de Madrid". "Queremos que se reponga lo que funcionaba y queremos soluciones inmediatamente”, ha agregado Bellido.

Según los socialistas, en el año 2010, 27.000 madrileños fueron atendidos en la provincia de Guadalajara, mientras que esta cifra se incrementa a 124.000 en Castilla-La Mancha. “Esto demuestra el funcionamiento del acuerdo y que era un sistema solidario, nacional y para todos los españoles”, ha declarado Bellido. En cuanto al coste del servicio, el secretario general del PSOE ha reconocido que el coste puede ser mayor para Madrid que para Castilla-La Mancha, pero “hasta el año 2011 no había problemas". "Si son 30 millones de euros que se sienten con la Comunidad de Madrid y hablen, si no se pueden pagar que recurran al Estado, porque los ciudadanos de Castilla-La Mancha somos tan ciudadanos como los de Madrid y queremos la mejor atención sanitaria", ha indicado.