20 nov 2018 | Actualizado: 21:40

El PP respalda en el Congreso a Mato y a Rodríguez

A pesar del apoyo de CiU, La Izquierda Plural, el Grupo Mixto, PNV y UPyD, el Partido Popular ha rechazado la moción

Martes, 28 de octubre de 2014, a las 20:38
Cristina Alcalá. Madrid
El Partido Popular ha rechazado la moción, consecuencia de una interpelación urgente, presentada por el PSOE, en la que pedía la dimisión de la ministra de Sanidad, Ana Mato, y el consejero madrileño del ramo, Javier Rodríguez, por la gestión que hicieron con el primer contagio por ébola en España, el de la auxiliar de Enfermería, Teresa Romero.

Ana Mato, ministra de Sanidad, y Javier Rodríguez, consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid.

El encargado de presentarla ha sido el portavoz de Sanidad de los socialistas en el Congreso, José Martínez Olmos, quien ha acusado a la ministra de los “enormes errores que ha cometido”, lo que provocó su relevo al frente del comité político frente a la enfermedad por parte de la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría.

“Por ello, pedimos el cese de Ana Mato, porque en la práctica está ya desautorizada”, como también lo está, según el diputado socialista, Rodríguez, al que achaca una “actitud denigrante”, por echarle la culpa de su contagio a Teresa Romero, algo que generó “una enorme indignación en el conjunto de los profesionales sanitarios y de la ciudadanía en general”.

Además, en su moción, el PSOE proponía dar un reconocimiento público a la auxiliar de Enfermería y a los profesionales sanitarios que la atendieron, así como restituir el Complejo Hospitalario La Paz-Carlos III como centro de referencia nacional en enfermedades contagiosas e incorporar al comité científico a las sociedades científicas de Atención Primaria.

Apoyo de todas las formaciones, menos el PP

A pesar de no ver la luz, la moción del PSOE ha contado con el apoyo del resto de formaciones políticas, a excepción del PP, quienes han visto con buenos ojos la iniciativa. Todos ellos se han sumado también al cese de la ministra al cargo de la cartera de Sanidad.

Rosa Díez, de UPyD, ha sido la primera en salir al estrado del Congreso, donde ha criticado con dureza “los recortes que el Gobierno ha producido en la sanidad”, al desmantelar el Carlos III y no “poner otro centro de referencia”.

Gaspar Llamazares, por La Izquierda Plural, ha presentado enmiendas a la moción socialista, en las que pide recuperar la salud pública e impulsar medidas para luchar contra el ébola en los países de origen. “La auxiliar se ha curado por el buen funcionamiento del sistema sanitario”, ha alegado Llamazares, “pero la obcecación del Gobierno de no desarrollar la ley de Salud Pública por considerarla intervencionista en el sistema ha tenido consecuencias nefastas”.

“Tenemos una ministra desorientada y provisional”

Por el Grupo Mixto, Joan Baldoví ha alertado de improvisación que se ha tenido desde el Ministerio con la gestión de este problema, hasta el punto de calificar de “desorientada y provisional” a Ana Mato. Un tono que ha seguido el diputado vasco, Joseba Agirretxea, quien ha remarcado la “falta de humildad” de la ministra, al no pedir ayuda al resto de grupos parlamentarios con el ébola.

Conxita Tarruella, de CiU, ha mostrado su voluntad de participación con el Ministerio para tranquilizar la población, así como en corregir los errores que se han cometido hasta el momento con los protocolos de actuación.

Por su parte, el portavoz del PP en materia sanitaria, Rubén Moreno, ha rechazado que “toda la moción es una impostura”, al mismo tiempo que ha criticado que la oposición se ofrezca a ayudar al Gobierno después de conocer el problema y apenas 24 horas después pida responsabilidades ministeriales.

ENLACES RELACIONADOS:

El Congreso votará la petición del PSOE de cesar a Mato y reprobar al consejero de Madrid el 28 (21/10/14)