Redacción Médica
19 de julio de 2018 | Actualizado: Jueves a las 13:20
Miércoles, 05 de septiembre de 2012, a las 14:48

Redacción. Santa Cruz
El Partido Popular (PP) ha pedido al Gobierno de Canarias la modificación del sistema informático que gestiona la receta electrónica para evitar que los pensionistas de las islas tengan que adelantar el pago indebido de una parte de sus medicamentos y pedir después su reintegro, "como viene ocurriendo en la actualidad", según ha informado la diputada Mercedes Roldós.

Mercedes Roldós.

La aplicación de los nuevos topes que garantizan la sostenibilidad y equidad del Sistema Nacional de Salud, establecidos según el nivel de renta en 8, 18 y 60 euros, está provocando que los pensionistas canarios afectados tengan que adelantar el pago de forma "indiscriminada", para, posteriormente, tramitar su devolución. "Para solucionar esta situación, bastaría con una sencilla modificación en el módulo de receta electrónica, que permita registrar la fecha, el precio total de envases dispensados, la aportación que corresponde pagar y la acumulada de dispensaciones anteriores, y el tope de aportación, de forma que en la siguiente dispensación no se cobre el porcentaje indebido", ha asegurado la portavoz popular de Sanidad, Mercedes Roldós, en una iniciativa parlamentaria presentada este martes.

Para Roldós, resulta "absurdo" que la utilización de la receta electrónica se convierta en "un trastorno" para los pacientes, "en lugar de una ventaja y una comodidad". Asimismo, ha afirmado que la Consejería de Sanidad "no ha tenido los reflejos suficientes ni la capacidad de reacción necesaria para resolver un problema que tiene fácil arreglo". En este mismo sentido, Roldós ha dado a conocer la presentación de una segunda Proposición No de Ley, en la que los populares defienden la necesidad de alcanzar un acuerdo con los colegios farmacéuticos "para garantizar el abastecimiento, preservar los puestos de trabajo y atender la deuda contraída por el Gobierno con las oficinas de farmacia".

La diputada popular ha recordado en su iniciativa que los más de 444 millones de euros contemplados en el presupuesto de este año para sufragar el coste de medicamentos "eran claramente insuficientes", tras abonar la deuda pendiente de 2011 con las 764 farmacias de las islas. Además, ha advertido de que el Gobierno de Canarias "ya no dispone de recursos para este ejercicio", que podría cerrarse con un déficit de unos 150 millones de euros, según los cálculos de los populares.

Ante esta situación, Mercedes Roldós ha defendido la necesidad de un plan de actuación que "garantice el acceso de los canarios a los medicamentos y productos sanitarios", basado en un acuerdo consensuado con los Colegios Farmacéuticos de Canarias.

La propuesta popular plantea la necesidad de un plan de pagos "con fechas precisas para atender la deuda"; un convenio con los colegios profesionales para que las oficinas de farmacia puedan acceder a la financiación bancaria de los cobros pendientes, asumiendo el Gobierno regional el pago de los intereses que generase; e insiste en la necesidad de participar en el Fondo de Liquidez Autonómico para cumplir con las obligaciones de pago contraídas durante el presente ejercicio con las farmacias de las islas.