15 nov 2018 | Actualizado: 15:50

Sanidad propondrá que un 7% de las plazas de formación sanitaria especializada ofertadas sean para discapacitados

El senador Jesús Aguirre, del Grupo Popular, preguntará por este asunto en la Comisión de Sanidad

Martes, 05 de abril de 2011, a las 22:00

Redacción / Leire Sopuerta. Madrid
El Ministerio de Sanidad ha anunciado su intención de proponer que “al menos un siete por ciento de la totalidad de las plazas de formación especializada ofertadas sean cubiertas por personas con algún tipo de discapacidad”. Así lo ha asegurado la ministra Leire Pajín en el Pleno del Senado, donde ha explicado que esta propuesta “supondrá una modificación del articulo 22 de la ley 44/2003 de ordenación de las profesiones sanitarias”.

El senador Jesús Aguirre, del Grupo Popular.

En respuesta a la pregunta de la senadora socialista Cristina Maestre sobre si el Gobierno tiene la intención de fomentar el acceso a la formación sanitaria especializada de las personas con discapacidad, Pajín ha avanzado que esta propuesta fue aprobada ya por unanimidad por el Ministerio de Sanidad ante la Comisión Técnica Delegada de Recursos Humanos del Sistema Nacional de Salud.

Antes de conocer este anuncio, el senador popular Jesús Aguirre ha explicado a Redacción Médica que preguntará sobre la reserva de plazas MIR por parte del Sanidad para discapacitados en la Comisión de Sanidad.

El Gobierno no ha conseguido convencer al senador Aguirre con su respuesta por escrito sobre este tema. El Ministerio de Sanidad, según el Ejecutivo, no es el responsable de garantizar que en la convocatoria MIR se reserven un número de plazas a personas con discapacidad, sino que es una competencia de cada centro sanitario. Aguirre, que en concreto consultaba la causa por la que el Ejecutivo “no reserva ninguna plaza para personas con discapacidad superior al 33 por ciento, tal y como obliga la Ley 53/2003 del 10 de diciembre sobre empleo público de discapacitados”, está insatisfecho con este argumento porque “el Gobierno justifica que el examen MIR es solo formativo, mientras que desde el PP creemos que, aunque se estén en periodo de formación, ya existe un contrato laboral”.

Asimismo, el Gobierno señalaba en su respuesta por escrito que “el centro o unidad docente adopta las medidas técnicas y de accesibilidad, que siendo proporcionadas y factibles, permitan el normal desarrollo del programa formativo de la especialidad sanitaria elegida”. Sin embargo, Aguirre cree que “no existe esa igualdad de oportunidades si antes no se ha respetado el primer unto de la reserva y la adaptación es al puesto de trabajo y no al estudio”.

El senador popular insiste en que “detrás del examen hay un contrato de trabajo de cuatro o más años (según especialidad) y que no se despide incluso sino supera la evaluación de ese año”. Y señala que “sí que tienen en cuenta la reserva del 10 por ciento para médicos extracomunitarios y, aunque no deseo que se les retire su derecho, sí pido que se respete la reserva a discapacitados”.