Redacción Médica
22 de septiembre de 2018 | Actualizado: Viernes a las 19:50
Lunes, 01 de julio de 2013, a las 13:54

Redacción. Mérida
El director general de Planificación, Calidad y Consumo, José Manuel Granado, ha manifestado que con el Plan para la Atención Integral contra el Cáncer (PICA) 2013-2016, “se inicia una nueva etapa de Planificación Sanitaria en Extremadura”, bajo una coordinación efectiva de toda la Administración sanitaria.

José Manuel Granado.

José Manuel Granado ha presentado el plan junto al director gerente del SES, Joaquín García, y ha explicado que ofrece “el desarrollo de una atención integral de calidad y multidisciplinar a los pacientes con cáncer”, con el objetivo general de reducir su incidencia y morbimortalidad, así como mejorar la calidad de vida de las personas afectadas, sus familias y cuidadores, mediante el aumento de la implicación activa de los ciudadanos en la adquisición de hábitos y estilos de vida saludables.

En la elaboración del PICA 2013-2016 han participado 54 profesionales expertos en la materia, así como asociaciones de pacientes, sociedades científicas, y colegios profesionales relacionados con el cáncer, junto a los miembros del Consejo Asesor sobre el Cáncer de Extremadura, Consejo Extremeño de Salud y Consejo Científico Asesor del Sistema Sanitario Público de Extremadura.

José Manuel Granado ha señalado que la elaboración de este plan ha partido de un análisis pormenorizado del anterior, para conocer de primera mano no sólo las necesidades de Extremadura, sino también los recursos con los que se cuenta, los tipos de cáncer que se dan en la población extremeña y sus factores de riesgo.

El plan se compone de 5 áreas de intervención, 7 objetivos y 38 líneas de actuación. Las áreas de intervención son la promoción de la salud de la población general; las actuaciones dirigidas a la prevención del cáncer; la mejora y la calidad de la asistencia sanitaria prestada; las actuaciones en formación e investigación específicas, llevadas a cabo por los profesionales que trabajan en este ámbito, y las acciones referidas a los recursos y al fomento de la utilización de los sistemas de información y de las nuevas tecnologías de las telecomunicaciones.

Dentro de la promoción de la salud de la población general, se fomentará la adquisición de hábitos y estilos de vida saludables, eliminando o al menos minimizando los factores de riesgo, siendo para ello necesaria la corresponsabilización en la mejora y mantenimiento de la propia salud del paciente.

Respecto a las actuaciones dirigidas a la prevención del cáncer, se fomentará la detección precoz de los principales tipos de cáncer a través de la metodología que haya demostrado su efectividad.

En cuanto a las acciones dirigidas a la mejora y la calidad de la asistencia sanitaria prestada, la rehabilitación y reinserción de los pacientes afectados, y sus familias y cuidadores, éstas van desde la sospecha diagnóstica hasta la confirmación y su posterior tratamiento, con celeridad, eficiencia y calidad.

Finalmente, las actuaciones referidas a los recursos y al fomento de la utilización de los sistemas de información y de las nuevas tecnologías de las telecomunicaciones, pretenden garantizar y mejorar la accesibilidad, la agilidad y en definitiva la mejora del funcionamiento del sistema sanitario, según ha explicado el director general.