Redacción Médica
21 de julio de 2018 | Actualizado: Viernes a las 18:30
Martes, 17 de diciembre de 2013, a las 18:27
Redacción. Salamanca
El Instituto de Investigación Biomédica de Salamanca (IBSAL) ha sido acreditado por el Instituto de Salud Carlos III como Instituto de Investigación Sanitaria, lo que significa que podrá acceder a diferentes programas de investigación, tanto dentro como fuera de la Unión Europea, para conseguir financiación para desarrollar nuevos proyectos y garantizar el mantenimiento y la mejora de los recursos técnicos y humanos actuales. Fuentes de la Consejería de Sanidad han destacado a Redacción Médica que “la comisión de acreditación ya ha emitido la propuesta favorable y queda únicamente que el ministro de Economía rubrique la acreditación”.

Daniel Hernández, vicpresidente del Consejo Rector del Ibsal.

La acreditación supone, tal y como queda recogido en el Real Decreto 339/2004, de 27 de febrero, “integrarse en una red de institutos vinculados al Sistema Nacional de Salud y utilizar la acreditación otorgada como elemento de difusión de sus actividades de investigación”. Actualmente, en España hay 18 institutos acreditados, y el IBSAL es el primero de Castilla y León.

Dicha acreditación se obtiene por un periodo inicial de cinco años, y una vez transcurridos podrán concederse sucesivas acreditaciones por el mismo tiempo, siempre y cuando se consiga una evaluación positiva de las actividades científicas y de gestión realizadas. Además, garantiza un nivel de excelencia de los servicios de I+D+I y la correcta financiación de la investigación, asegurando el buen uso de los recursos públicos y privados.

El Ibsal, formado actualmente por 57 grupos –con 561 investigadores-, es un espacio para la investigación biomédica multidisciplinar, que se creó en 2011 a través de un convenio entre la Consejería de Sanidad y la Universidad de Salamanca, al que posteriormente se sumó el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC). Sus proyectos están orientados a la investigación traslacional, clínica, epidemiológica y en servicios de salud.