Redacción Médica
19 de julio de 2018 | Actualizado: Jueves a las 16:40

El Instituto de Salud Carlos III concede 3 millones de euros para investigación al País Vasco

Un estudio sobre la enfermedad celiaca en Cruces, el proyecto de más dotación

Miércoles, 09 de marzo de 2011, a las 18:20

Redacción. Vizcaya
El Instituto de Salud Carlos III (ISCIII) dotará a Osakidetza con 2,2 millones de euros. que permitirán financiar un total de 22 proyectos de investigación de diferentes centros de la región.

Carmen Garaizar

“Los proyectos se están iniciando en estos momentos en varios hospitales de Euskadi, y son el resultado de la convocatoria 2010 de ayudas a la investigación”, señala Carmen Garaizar, directora del Instituto Vasco de Investigación Sanitaria, O+Iker, que forma parte de la Fundación BIOEF.

En esta convocatoria  han sido subvencionados asimismo 8 proyectos de investigación de centros no pertenecientes a la red como el CIC bioGUNE, la UPV/EHU y otros.

El centro sanitario vasco con mayor éxito en esta convocatoria ha sido, de nuevo, el Instituto Biodonostia que ha obtenido 783.000 euros para 9 proyectos, un 7% superior a la obtenida en 2009. Por su parte, el hospital de Cruces, en el que se está llevando a cabo el proyecto que cuenta con una mayor financiación, ha conseguido la financiación de 6 proyectos con 710.000 euros, cantidad dos veces y media superior a la del año anterior.

Los dos hospitales alaveses se han superado también notablemente este año, triplicando sus resultados previos: 412.000 euros para tres grandes proyectos en el Hospital de Txagorritxu y 187.000 para dos proyectos en el Hospital Santiago Apóstol de Vitoria. Ambos centros encaran así su futura unificación con vistas a crear el Instituto Bioaraba de Investigación Sanitaria.

El Hospital de Galdakao-Usansolo ha obtenido la financiación de un proyecto con 104.000 euros, aunque mantiene en marcha el desarrollo de otros cinco proyectos financiados el año anterior con 414.000 euros, en esta misma convocatoria.

Un dato a tener en cuenta es la elevación media del presupuesto por proyecto, lo que indica una tendencia a emprender proyectos de cada vez mayor envergadura, en la Sanidad vasca. De los 26 proyectos financiados en 2009, solo seis (23%) superaban el presupuesto de 100.000 euros cada uno, mientras que en la convocatoria 2010 el 55% de los 22 proyectos concedidos superan esta cifra. La duración media por proyecto es de tres años.

Los que más dinero se llevan

Un proyecto de la Unidad de Investigación del Hospital de Cruces ha obtenido la máxima financiación, casi 300.000 euros, dedicándose a la Biología de Sistemas de Autoinmunidad tomando a la Enfermedad Celiaca como modelo.

El segundo estudio más potente se inicia ahora en la Unidad de Patología del Sueño del Hospital de Txagorritxu, donde se están estudiando las consecuencias para la salud, la accidentabilidad, calidad de vida y costes en la población general de las Apneas del Sueño. Este estudio ha recibido una financiación de 225.000 euros.

El tercer estudio en este ranking pertenece también al área de Neumología y es compartido por los Hospitales de Galdakao-Usansolo y Cruces, que estudian conjuntamente el impacto de la telemedicina en los pacientes que re-ingresan por insuficiencia respiratoria crónica (EPOC), estudio financiado con 209.000 euros.

El Instituto Biodonostia de Investigación Sanitaria pondrá en marcha en estos días tres proyectos de Microbiología dotados con 328.000 euros, sobre infecciones respiratorias, digestivas y venéreas; dos estudios sobre cáncer gástrico, con 153.000 euros, y cuatro proyectos en el área de Neurología para estudiar el Parkinson, la distrofia muscular, el temblor esencial familiar y la Neurofibromatosis I, con 542.000 euros.

El Hospital de Cruces centrará la dotación de esta convocatoria en estudios, además de los mencionados, sobre el diagnóstico del Síndrome de X-frágil en mujeres portadoras de la pre-mutación, el análisis de diferentes estrategias terapéuticas en modelos animales de prematuridad y en los tumores cerebrales infantiles, predominantemente.