18 nov 2018 | Actualizado: 19:00

El impulso a la Primaria cristalizará este verano con ocho nuevos centros de salud

El presidente rechaza que el plan estival vaya a reducir la calidad asistencial

Miércoles, 28 de mayo de 2014, a las 13:21
Redacción. Santiago
El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, ha ratificado que “la calidad asistencial” del Servicio Gallego de Salud (Sergas) está garantizada en verano pese al cierre de camas. Como prueba de ello, se ha referido al accidente ferroviario de Angrois del pasado año para subrayar que, pese haber ocurrido en época estival, la atención recibió “distintas distinciones” por la respuesta dada.

Alberto Núñez Feijóo.

En el cara a cara de este miércoles de sesión plenaria, Feijóo argumentó que el compromiso con la sanidad de su Gobierno se traducirá este verano, además, en la adjudicación de obras en centros hospitalarios y en el impulso de otros de Atención Primaria. A modo de ejemplo, ha indicado que el Consejo de este jueves “autoriza” el de Gondomar.

Según ha avanzado el presidente, está previsto que se impulsen este verano los de Tui, Panxón, Malpica, Galeras (en Santiago), O Couto (Ourense), Oia, Arteixo y Marín, al tiempo que se adjudicará el proyecto constructivo de la ampliación de la Mariña y de la obra de ampliación de O Salnés.

“Tenga la seguridad absoluta de que nada ni nadie reducirá la capacidad asistencial del Sergas; ni este verano, ni ningún verano”, ha remarcado, en respuesta al portavoz parlamentario del BNG, Francisco Jorquera, quien ironizó, en su intervención, con una “felicitación” --ficticia-- por lograr que ahora “el recurso cama no sea tan imprescindible”, como dijo la consejera del ramo. Al respecto se preguntó si se debe a que ahora “el recurso cama” se cambia por “el recurso coche fúnebre”.

A la viceportavoz de AGE, Yolanda Díaz; el máximo mandatario gallego le respondió que, para su gobierno, el nuevo hospital de Vigo es “una necesidad faraónica, y no una obra faraónica”, y de ahí que continuarán también las obras del que se denominará Hospital Álvaro Cunqueiro.

Previamente, la parlamentaria de Alternativa había censurado que por parte de la Xunta “tienen que seguir haciéndoles favores a sus amigos” y “mientras hacen obras faraónicas, atacan los derechos de la sanidad y siguen cerrando camas”.

Por otro lado, el presidente autonómico ha hecho gala de los barómetros que reflejan un alto grado de satisfacción ciudadana con el sistema público, por encima, incluso, de lo que expresaban cuando gobernaba el bipartito. Se ha referido, a ese respecto, al CIS del año 2013, en que más del 82,5 por ciento de los gallegos dijo que el sistema era “bueno o bastante bueno”, doce puntos “más” que el anterior.

“Pero si no le vale el barómetro del CIS”, ha señalado Feijóo, también están los de las asociaciones para la defensa del sector público sanitario, que otorgan a Galicia el sexto puesto por la cabeza, frente a la posición 13.