Redacción Médica
16 de julio de 2018 | Actualizado: Lunes a las 10:50

El IB-Salud abre concurso para implantar la nueva tarjeta sanitaria

Se comenzará a expedir en mayo, aunque los usuarios deben pagar 10 euros desde el 2 de enero

Miércoles, 01 de febrero de 2012, a las 11:13

Redacción. Palma de Mallorca
El Servicio de Salud de las Islas Baleares (IB-Salud) ha abierto el concurso de licitación pública para la implantación, expedición y distribución de la nueva tarjeta sanitaria con chip de seguridad, banda magnética y foto del usuario.

Juan José Bestard dirige el IB-Salud.

La tarjeta se comenzará a expedir a partir de mayo y costará a los usuarios diez euros, cuota que ya han empezado a pagar desde el 2 de enero a cambio de una tarjeta provisional. En este sentido, las empresas interesadas tienen hasta el 6 de febrero para presentar sus ofertas. Además, las condiciones de ejecución que plantea el IB-Salud para la empresa contratada son de 24 meses desde el día siguiente de la formalización del acuerdo que tiene un valor estimado de 4,4 millones de euros.

Los aspirantes deberán acreditar, entre otras cosas, la clasificación exigida de experiencia demostrada en otros contratos similares, concretamente como mínimo, en dos de los siguientes aspectos: Proyectos de implantación de tecnología de radiofrecuencia (RFID); proyectos de implantación de sistemas informáticos de gestión relacionados con RFID; proyectos de implantación de tarjetas de identificación; o proyectos de implantación de sistemas de bases de datos y su análisis de información.

Según explica el IB-Salud, con esta nueva tarjeta se facilita la identificación, se asegura que el uso de la tarjeta sea personal e intransferible y se evita posibles fraudes, como que varios usuarios empleen la misma tarjeta.

Además, el chip de identificación por radiofrecuencia permite acceder de manera segura, rápida y actualizada a la información clínica electrónica de la persona titular en cualquier lugar donde se disponga de un lector, siempre con su consentimiento o de quien actúe legalmente en su nombre, de acuerdo con la legislación vigente sobre la protección de datos.

Los ciudadanos de las islas deben solicitar la expedición o la renovación de la nueva tarjeta dirigiéndose a los diferentes centros de salud. Además, las personas que tengan una tarjeta con una vigencia posterior al 31 de diciembre de 2012 y que la renueven durante este año se beneficiarán de una reducción del 50 por ciento de la cuota y tendrán que pagar cinco euros.