Redacción Médica
22 de julio de 2018 | Actualizado: Domingo a las 19:30
Sábado, 05 de julio de 2014, a las 19:48
Redacción. Toledo
La unidad de Nutrición del Complejo Hospitalario de Toledo ha puesto en marcha el programa de atención domiciliaria a pacientes que precisan una sonda para poder alimentarse, mejorando de esta manera su calidad de vida y evitando desplazamientos a centros sanitarios.

Bárbara Cánovas, responsable de la unidad de Nutrición, explica que se trata de un proyecto de atención telefónica a estos pacientes para resolver dudas o necesidades médicas relacionadas con la nutrición enteral o el manejo de la sonda.

Desde el inicio de esta iniciativa hace dos meses, se han atendido a un total de 13 pacientes a los que se han resuelto dudas y a los que se ha realizado un seguimiento. Además, los cuidadores, tanto familiares como personal sanitario de residencias, han recibido instrucciones para el correcto manejo de la sonda nutricional. Bárbara Cánovas indica que son pacientes, mayoritariamente neurológicos, que precisan tratamiento nutricional por sonda enteral o suplementación oral pero qué, por su patología, no requieren una hospitalización.

Bárbara Cánovas asegura que para una adecuada evolución del paciente es importante realizar un seguimiento para confirmar que se sigue la pauta nutricional establecida y no se producen efectos secundarios, dado que ello evita visitas a los facultativos de Atención Primaria  o a los centros hospitalarios.

En este sentido, Bárbara Cánovas indica que la aplicación al alta hospitalaria de un correcto protocolo de prescripción y seguimiento de estos pacientes con soporte nutricional enteral optimiza su atención y reduce costes derivados de posibles complicaciones. Cánovas explica que para comprobar todo ello se realiza un registro de datos y evaluación de resultados y se desarrolla un plan educacional continuado a nivel ambulatorio y residencial.