Redacción Médica
17 de julio de 2018 | Actualizado: Lunes a las 20:10

El Hospital de Talavera de la Reina aumentará un 10 por ciento la actividad quirúrgica

Se mejoran los circuitos de información a pacientes y familiares

Jueves, 23 de mayo de 2013, a las 13:14

Redacción. Toledo
El Hospital General Nuestra Señora del Prado de Talavera de la Reina (Toledo), dependiente del Gobierno de Castilla-La Mancha, ha llevado a cabo una reorganización en el bloque quirúrgico del centro lo que aumenta cerca de un 10 por ciento la actividad quirúrgica programada, reduciendo así los tiempos de espera. También se mejoran los circuitos de información a pacientes y familiares.

José Luis Morillo.

Según ha informado el Sescam el hospital talaverano cuenta desde el pasado 1 de mayo con una sala para cirugía sin ingreso que ha liberado parte de la actividad de los quirófanos del centro sanitario, lo que permitirá aumentar la eficiencia del área quirúrgica y mejorar los tiempos de atención a los pacientes. Así, después de la remodelación, este centro dispone de 10 quirófanos, uno para cirugía urgente, siete para cirugías programadas ya sea con hospitalización o ambulatoria y dos quirófanos más para cirugías mayor y menor ambulatorias que no precisan ingreso del paciente.

En palabras de José Luis Morillo, Gerente del Área Integrada de Talavera, “para llevar a cabo este proyecto se ha evaluado la eficiencia en la utilización y organización  de recursos materiales y personal asistencial, y se han detectado las áreas de mejora, principalmente de tipo organizativo para asegurar una adecuada respuesta a los usuarios, siempre teniendo en cuenta las recomendaciones del servicio de Medicina Preventiva del Hospital”.

Los cambios introducidos por este plan funcional de reorganización del área quirúrgica afectan, así mismo a los circuitos de información pre y post-operatorias. Así, se ha puesto a disposición de los usuarios una sala de información para los familiares y acompañantes una vez finalizada la intervención del paciente. Está situada en la segunda planta del Hospital, junto  a la puerta principal de acceso a bloque quirúrgico. Por otro lado, se ha habilitado una nueva sala de espera para acompañantes, “más amplia y confortable”, situada cerca del área quirúrgica y junto a la Unidad de Cirugía sin Ingreso (UCSI), de manera que se mantienen despejados los pasillos de acceso a quirófanos, afirma el gerente del Área.

Además, ahora los familiares son avisados por el personal del centro a través de un sistema de megafonía, reduciendo así la ansiedad durante la espera. Se pone también a disposición de los ciudadanos una nueva unidad de recepción-información, en la que una informadora sirve de enlace con el profesional sanitario asistencial, médico y personal de enfermería, únicos responsable de ofrecer la información clínica de cada paciente. Además, esta profesional se encarga de orientar a los pacientes sobre el funcionamiento de la UCSI, así como de la resolución de problemas y canalización de las solicitudes de estos a los servicios y departamentos correspondientes.

En esta misma sala se ha habilitado una unidad administrativa en la que se realiza el registro de pacientes a la UCSI y que van a ser sometidos a una cirugía que no precisa de ingreso. Para llevar a cabo estos cambios de forma satisfactoria, se han instalado carteles informativos en esta zona para que los usuarios estén informados en todo momento de la reorganización.