Redacción Médica
17 de julio de 2018 | Actualizado: Martes a las 10:20
Miércoles, 05 de febrero de 2014, a las 14:04
Redacción. Santander
El Gobierno de Cantabria ha afirmado este miércoles que el auto del Tribunal Superior de Justicia de Cantabria (TSJC) que desestima la paralización de las obras de Valdecilla pedida por los socialistas arruina el argumento de que se ha iniciado un proceso privatizador en el hospital, por lo que ha exigido al PSOE que deje de mentir a los ciudadanos.

María José Sáenz de Buruaga.

La vicepresidenta de Cantabria y consejera de Sanidad y Servicios Sociales, María José Sáenz de Buruaga, ha destacado que “el auto del TSJC evidencia que la sanidad en Cantabria sigue siendo pública, universal y gratuita y que la defensa del interés público está del lado de Valdecilla y del Gobierno de Cantabria, no del PSOE”.

“Además, el auto del TSJC arruina el argumento de que éste es un proceso privatizador, copia del de Madrid, como ya dejó establecido el Tribunal Central de Recursos Contractuales en respuesta a los recursos presentados por el PSOE y los sindicatos UGT, CCOO y USO”, ha apuntado.

Según Sáenz de Buruaga, “ésta es la segunda vez que una resolución de un tribunal dice de forma tajante que el procedimiento puesto en marcha por el Gobierno de Cantabria no tiene nada que ver ni en el fondo ni en la forma con el de Madrid, donde el objeto del contrato era la gestión de la asistencia sanitaria, mientras que en esta comunidad autónoma se cede la gestión de doce servicios no clínicos previamente externalizados”.

La consejera ha hecho hincapié en que el auto del TSJC es una muy buena noticia para los cántabros, y evidentemente no para el PSOE, porque el día de la terminación definitiva de las obras del hospital está hoy más cerca.

ENLACE RELACIONADO:

El TSJC deniega al PSOE la suspensión cautelar de las obras de Valdecilla (04/02/14)