15 nov 2018 | Actualizado: 19:10

El Gobierno quiere impulsar la actividad del Centro de Accesibilidad y Ayudas Técnicas

La directora del Icass considera un éxito el funcionamiento del servicio de préstamo de productos para personas dependientes puesto en marcha por este centro hace un mes

Lunes, 03 de junio de 2013, a las 12:16

Redacción. Santander
El Centro de Accesibilidad y Ayudas Técnicas ha cumplido diez años de funcionamiento y el Gobierno quiere impulsar su actividad como servicio especializado de ayuda y apoyo a personas dependientes o con discapacidad, potenciando aquellas actuaciones que mejoren la calidad de vida de las personas.

Así lo ha asegurado la directora del Instituto Cántabro de Servicios Sociales (Icass), Isabel Urrutia, que ha participado en la celebración del X Aniversario del centro y que ha reunido en un acto a su personal, responsables de instituciones públicas, profesionales y miembros de asociaciones de discapacitados.

Isabel Urrutia.

La directora del Icass ha valorado la actividad desempeñada desde este centro para facilitar la accesibilidad y eliminación de barreras arquitectónicas, de transporte y comunicación.

Ha puesto de ejemplo el “éxito” del servicio de préstamo de productos de apoyo a personas dependientes, que permite reutilizar arnés, sillas de ruedas o camas articuladas. Urrutia ha informado que, durante el primer mes de funcionamiento, la Consejería de Sanidad y Servicios Sociales ha conseguido recuperar 61 productos de apoyo y ha prestado 66 mediante este nuevo sistema de préstamo que ahora se quiere consolidar.

Se trata, en opinión de la directora del Icass, de un sistema de préstamo que tiene “múltiples beneficios” para la promoción de la autonomía personal de nuestros mayores y personas discapacitadas, a la vez que se multiplican los destinatarios de los fondos públicos.

Anualmente, se destina una media de 530.000 euros a subvencionar el cien por cien del coste de estos productos, con una inversión acumulada en el periodo 2008-2011 de 2,1 millones de euros.

Ha añadido que este sistema supone “ir más allá” y valorar de mejor forma, mediante técnicos especializados del Gobierno, el producto o material que cada persona necesite para hacer su vida más fácil e independiente. Esto además se produce “de forma inmediata, sin adelantar dinero por parte de las familias y sin tener que esperar a la convocatoria de ayudas públicas del Gobierno”.

Asimismo, la directora del Icass ha valorado que con este servicio se da salida a los productos de apoyo que quedaban en desuso, y que suponían, incluso, un estorbo para muchas familias cuando las personas dependientes o con discapacidad dejaban de utilizarlos.

El Centro de Accesibilidad y Ayudas Técnicas está ubicado en la Residencia de Mayores de Cueto y con él se puede contactar a través del teléfono 942 318 429, que se encargará de gestionar el servicio, recoger y distribuir posteriormente el material de apoyo.