17 nov 2018 | Actualizado: 10:40
Jueves, 09 de junio de 2011, a las 17:17

Redacción. Pamplona
El Gobierno de Navarra, a través de la Sociedad de Desarrollo de Navarra (Sodena), y Caja Navarra han firmado este jueves un acuerdo de colaboración que tiene como objetivo estudiar y analizar conjuntamente las oportunidades de inversión identificadas por ambas organizaciones en el sector biotecnológico, así como aunar esfuerzos y sinergias empresariales y dar continuidad al proceso de captación y gestión de posibles inversiones.

Alberto Pascual, secretario general de Caja Navarra,
y José María Roig, consejero en funciones
de Innovación, Empresa y Empleo, tras la firma
del convenio.

Han firmado el acuerdo el consejero en funciones de Innovación, Empresa y Empleo, José Mª Roig Aldasoro, como presidente de Sodena, y Alberto Pascual, secretario general de Caja Navarra. También han asistido al acto la responsable de Coordinación de Actividades de Sodena, María Eugenia Lecumberri, y el director de Operaciones de Corporacción de la CAN, Javier Martínez Escudero.

El objetivo fundamental del acuerdo es el impulso de empresas biotecnológicas de nueva creación o empresas ya existentes, que serán implantadas en Navarra. Ello conllevará la atracción de especialistas en el sector, así como la captación de inversión que permitirá el desarrollo integral del sector en la Comunidad Foral. Este impulso va desde la identificación de determinadas compañías que puedan desarrollar moléculas terapéuticas, evaluando su idoneidad científica y expectativas de mercado, hasta la puesta en marcha en toda su extensión de las capacidades de las compañías para realizar el desarrollo preclínico y clínico y llegar finalmente a la fase de comercialización.

Esta iniciativa, que se encuentra en sintonía con el Plan Moderna que impulsa el Gobierno de Navarra, está respaldada en estudios de las regiones referentes en este sector y las compañías creadas en ellas, gracias a un proceso de búsqueda de oportunidades a nivel mundial (sobre todo España y Estados Unidos) ya iniciado a mediados de 2010. El proyecto está dirigido en colaboración con Biolty, consultora especializada en el sector biotecnológico.