15 nov 2018 | Actualizado: 19:10

El Consejo de Colegios Médicos de Extremadura estudia recurrir por vía judicial el RD 16/2012

Lo entienden como un “atropello y expolio a los derechos que tenían consolidados”

Miércoles, 09 de mayo de 2012, a las 11:01

Pedro Hidalgo, presidente del Colegio de Médicos de Badajoz y del Consejo de Colegios de Médicos de Extremadura; y Carlos Arjona, presidente del Colegio de Médicos de Cáceres.

Redacción. Mérida
El Consejo de Colegios Profesionales de Médicos de Extremadura, que preside Pedro Hidalgo, ha emitido un manifiesto en el que anuncia que los médicos extremeños han iniciado en colaboración con el Consejo General de Colegios de Médicos de España el estudio jurídico para recurrir por vía judicial el RD 16/2012 que entienden como un atropello y expolio a los derechos que tenían consolidados.

Según señala el Consejo, el RD 16/2012 de medidas urgentes para garantizar la sostenibilidad del SNS viene a significar una expropiación a los Médicos Funcionarios, Cupo y Zona, en los derechos que tenían consolidados.

Por otro lado considera que las medidas tomadas por el Gobierno de Extremadura en busca de la sostenibilidad del SNS tratando de encontrar un ahorro, parecen centrarse en los recortes a las retribuciones de los médicos, las cuales han sido publicadas con un fin perverso que ha venido a intoxicar la magnífica relación con el ciudadano.

Los médicos de Extremadura consideramos, continúa el comunicado, que, sin oponernos al conocimiento público de nuestras retribuciones como empleados del Servicio Extremeño de Salud, sí condenamos el uso sesgado que esta información no detallada llegue a confundir a los extremeños.

Desde el Consejo expresan su compromiso firme con la sostenibilidad del Sistema Sanitario y se ofrecen para colaborar en todo lo que pueda suponer mejor gestión en la eficiencia y en la eficacia. “Los médicos de Extremadura defenderán la sanidad pública, gratuita y de calidad como pilar fundamental de nuestro estado de bienestar”, aseguran.

El Consejo teme que las medidas economicistas adoptadas bajo la apariencia de ordenar la financiación sanitaria puedan esconder un cambio de modelo sanitario, utilizando Extremadura, de forma experimental, una vez más, en el SNS. A su juicio, son medidas urgentes que consideramos precipitadas y no consensuadas con las organizaciones profesionales y que pueden conllevar un deterioro de la calidad asistencial que hasta ahora tenía como meta buscar la excelencia.