Redacción Médica
25 de septiembre de 2018 | Actualizado: Martes a las 17:00

Sobrepeso e hipertensión, comunes entre parlamentarios

Aunque están teóricamente más sensibilizadas, sufren los mismos problemas que el resto del país

Martes, 11 de enero de 2011, a las 18:23

Redacción. Fotos: Miguel Ángel Escobar. Madrid
El Senado ha celebrado una jornada de salud cardiovascular en el marco de la campaña “Tu corazón es vital. Toma el control”, impulsada por la Fundación Española del Corazón (FEC) y apoyada por la Sociedad Española de Cardiología (SEC). Las pruebas realizadas a los senadores y el resto de personal del Senado han consistido en la medición del peso, la estatura y el perímetro abdominal, determinar el nivel de glucosa y colesterol en sangre y el control de la presión arterial y la frecuencia cardiaca. Al final del recorrido, un cardiólogo de la SEC les ha entregado un informe personalizado y las recomendaciones pertinentes para mantener o mejorar su salud cardiovascular.

Leandro Plaza, presidente de la Fundación Española del Corazón (FEC); Josep Maria Esquerda, presidente de la Comisión de Sanidad en el Senado; Carlos Macaya, presidente de la Sociedad Española de Cardiología (SEC), y Miguel Ángel García-Fernández, director médico de la campaña.

Esta jornada, organizada también con la colaboración de Novartis y Esteve, cierra el año 2010, en el que se han visitado los parlamentos de Murcia, Cataluña, Galicia, País Vasco, La Rioja, Navarra y Andalucía. En 2009, también se han visitado las cortes regionales de Cantabria, Castilla y León, Valencia, Castilla-La Mancha, Aragón, Islas Baleares, Madrid y Canarias.

En estos dos años han accedido a las pruebas más de 1400 personas, entre políticos, funcionarios y periodistas. El objetivo de la Fundación Española del Corazón es concienciar de la importancia de controlar el impacto de las enfermedades cardiovasculares y sus factores de riesgo. En cambio, los resultados de las pruebas realizadas muestran que aún queda camino por recorrer en la sensibilización ciudadana, ya que casi un 75 por ciento de los participantes tiene al menos un factor de riesgo cardiovascular.

Las pruebas realizadas a los senadores y el resto de personal del Senado han consistido en medir el control de la presión arterial y la frecuencia cardiaca, así como el nivel de glucosa y colesterol en sangre.

Entre los más destacados, el sobrepeso y la obesidad han sido los factores de riesgo más repetidos entre los asistentes, con una prevalencia del 51,7 por ciento. Les sigue la hipertensión, con un 29 por ciento de prevalencia; el perímetro de cintura superior a 102 cm en los hombres y a 88 en las mujeres, con un 28,35 por ciento, y también el colesterol, con unas cifras del 26,4 por ciento.

Miguel Ángel García-Fernández, director médico de la campaña, ha destacado “el estrés, el sedentarismo y una alimentación desequilibrada, tan presentes entre los políticos como entre el resto de ciudadanos, como parte de las causas de estas cifras, que, por otra parte, no distan demasiado de las correspondientes al resto de la población española”.

Por su parte, Leandro Plaza, presidente de la FEC, ha señalado que “poco a poco se empieza a ver un cambio en las políticas sociosanitarias, aunque aún queda mucho por hacer”. “Desde el Gobierno se están tomando medidas, como la reforma de la ley antitabaco, que esperamos ayude a reducir las cifras de mortalidad por esta causa en España, así como su incidencia en materia de prevención cardiovascular”, ha añadido.


Los profesionales sanitarios también han realizado la medición del peso, la estatura y el perímetro abdominal de los senadores. Al final del recorrido, un cardiólogo de la SEC les ha entregado un informe personalizado y las recomendaciones pertinentes para mantener o mejorar su salud cardiovascular.