Redacción Médica
18 de septiembre de 2018 | Actualizado: Martes a las 19:05
Martes, 21 de octubre de 2014, a las 15:20
Redacción. Valladolid
El Comité Asesor para la gestión del Ébola en Castilla y León ha mantenido este martes su primera reunión constitutiva para establecer las líneas de trabajo de los próximos meses e incidir en las medidas a establecer como el adiestramiento continuado y específico para cada estamento sanitario con el fin de garantizar la seguridad en la atención de los profesionales ante la aparición de posibles casos.

Esta formación ha sido la primera conclusión extraída del encuentro de este martes en el que se ha fijado una hoja de ruta en un escenario  en el que destaca el riesgo epidemiológico “limitado” en España, lo que lleva a trasladar a la sociedad un mensaje de “tranquilidad”, como ha explicado el consejero de Sanidad, Antonio Sáez Aguado.

No obstante, Sáez Aguado ha insistido en que los profesionales sanitarios tienen que estar preparados ante posibles riesgos de contagio del ébola exportados del brote registrado en África Occidental y que hay “que atender, contener y dar respuesta”.

Así, tanto el consejero, quien ha presidido este encuentro, como los expertos sanitarios han coincidido en que la formación y adiestramiento debe ser primordial en la gestión de esta crisis con la adaptación específica para cada estamento sanitario desde las unidades de transporte, hasta las urgencias, la atención especializada y la Atención Primaria.

Otro de las líneas a estudiar es la posibilidad de dejar un único centro de referencia para la atención de la enfermedad en la comunidad de los cuatro con los que se cuenta actualmente como son el Río Hortega de Valladolid, Los Montalvos en Salamanca, el Universitario de Burgos y el Complejo Asistencial de León. No obstante, como ha explicado el consejero, por el momento se realizan trabajos de adaptación en estos cuatro espacios y, en el caso de detectar algún caso, se hospitalizará donde corresponda y a partir  de ahí se trabajará.

Por último, el consejero ha explicado que en Castilla y León sólo han existido sospechas de ébola en cuatro pacientes y en todos los casos se descartó de forma temprana sin necesidad de activar en protocolo. Estos casos se detectaron en los Segovia, Palencia, Valladolid y Salamanca.

ENLACES RELACIONADOS:
Se crea el Comité Asesor para la gestión del ébola (17/10/14)

Los hospitales están preparados para posibles casos de ébola (09/10/14)