Redacción Médica
15 de julio de 2018 | Actualizado: Domingo a las 18:30
Lunes, 19 de enero de 2015, a las 17:48

Jaume Padrós.

Redacción. Barcelona
El Colegio de Médicos de Barcelona ha criticado este lunes al Ministerio de Sanidad por derivar a las comunidades autónomas el pago del nuevo fármaco contra la hepatitis C, sofosbuvir, en un momento de “crisis económica y problemas de financiación” de los sistemas sanitarios, ha remarcado el presidente del organismo, Jaume Padrós.

En declaraciones a Europa Press, Padrós ha celebrado la creación del Plan Estratégico Nacional sobre la Hepatitis C por parte del Gobierno, al que le ha reclamado liderar una negociación con la industria farmacéutica para abaratar el coste de la medicina, que oscila entre los 25.000 y 75.000 euros por paciente.

Según el presidente catalán, que este lunes ha emitido un documento de posicionamiento de la Junta de Gobierno, este diálogo con la farmacéutica debería tener alcance europeo, teniendo en cuenta que este tratamiento ha tenido políticas de precio distintas, en función del país.

Ha lamentado que “quien decide incorporar el fármaco no sea quien, finalmente, paga”, y ha celebrado que el consejero de Salud, Boi Ruiz, haya garantizado que no se dejará de dispensar el fármaco por motivos económicos. Ha destacado que los hospitales catalanes gozan de las condiciones adecuadas para dispensar el fármaco, y ha reclamado “equidad” para que la medicina se pueda extender en igualdad de condiciones en el resto de centros de España.

Se calcula que el 2,5 por ciento de la población catalana y española está contagiada con el virus de la hepatitis C, y, según Padrós, todos ellos son susceptibles de ser tratados con sofosbuvir. Ha pedido que se desarrolle lo antes posible una estrategia estatal para el tratamiento de la hepatitis C, que tenga en cuenta los principios de equidad que caracterizan el Sistema Nacional de Salud.

ENLACES RELACIONADOS:
Acceda al documento