21 nov 2018 | Actualizado: 17:15

El aumento del uso de la resonancia magnética conduce a mastectomías innecesarias

El 12,5 por ciento de las mujeres a las que se había hecho la RM se le practicó mastectomía bilateral

Lunes, 19 de agosto de 2013, a las 13:59

Redacción. Madrid
El uso intensivo de imágenes por resonancia magnética (MRI, por sus siglas en inglés) puede estar llevando a una eliminación innecesaria de mamas en mujeres mayores con cáncer de pecho, según un estudio de investigadores de la Escuela de Medicina de la Universidad de Yale, en Estados Unidos, cuyos resultados publica 'Breast Cancer Research and Treatment'.

"Estos datos son preocupantes debido a que los beneficios a largo plazo asociados a la mastectomía bilateral para las mujeres mayores con cáncer de mama no están claros", afirmó el autor principal del estudio, Cary Gross, profesor asociado de Medicina Interna en la Escuela de Medicina de Yale y director del Centro de Resultados del Cáncer, Políticas Públicas y Eficacia en Investigación (COBRE, en sus siglas en inglés) en el Centro de Cáncer de Yale.

"La preocupación del paciente sobre la recurrencia y la supervivencia debe equilibrarse con el riesgo de complicaciones asociadas con la cirugía más agresiva contra el cáncer, sobre todo cuando no hay ningún beneficio comprobado de la opción más agresiva", añadió Gross, cuyo equipo de investigación rastreó el uso de la resonancia magnética (RM) de mama y la atención quirúrgica de 72.461 mujeres de entre 67 y 94 años que fueron diagnosticadas con cáncer de mama entre 2000 y 2009.

El equipo encontró un aumento considerable en el uso de la RM preoperatoria de mama durante el estudio desde el 1 por ciento en el periodo 2000-2001 al 25 por ciento en 2008-2009. Los científicos también encontraron que las mujeres que fueron sometidas a una resonancia magnética fueron más propensas a sufrir posteriormente el tratamiento quirúrgico más agresivo.

"La conservación del seno es la opción preferida"

Entre las que fueron sometidas a cirugía, al 12,5 por ciento de las que se les había hecho una RM se le practicó a una mastectomía bilateral, mientras que sólo el 4,1 por ciento de las que no tenían una imagen de resonancia magnética fue operado. La investigación también reveló que las mujeres sometidas a la RM fueron más propensas a tener una mastectomía profiláctica contralateral (cirugía para extirpar ambos senos cuando el cáncer se encuentra sólo en uno de ellos). Entre las mujeres que se sometieron a la mastectomía, el 6,9 por ciento que tenía una resonancia magnética se sometió a una mastectomía profiláctica contralateral, en comparación con 1,8 por ciento que no tenían una resonancia magnética. "La terapia de conservación del seno, cuando sea viable, sigue siendo la opción preferida para las mujeres con cáncer de mama en etapa temprana", sentencia Brigid Killelea, profesor asistente de Cirugía en la Escuela de Medicina de la Universidad de Yale, en New Haven, y primer autor del estudio.