Redacción Médica
21 de julio de 2018 | Actualizado: Viernes a las 18:30

Dos ecógrafos de alta gama se suman al equipamiento del Servicio de Radiodiagnóstico de Torrevieja

El hospital mejora, con ellos, la diagnosis en pacientes obesos o con malas ventanas acústicas

Martes, 28 de octubre de 2014, a las 15:52
Redacción. Alicante
El Hospital Universitario de Torrevieja ha renovado el equipamiento del Servicio de Radiodiagnóstico mediante la adquisición de dos nuevos ecógrafos de alta gama, que permitirán la realización de alrededor de 14.000 exploraciones al año.

José Antonio Velasco, gerente del Departamento de Salud de Torrevieja.

Con una inversión de más de 110.000 euros, la nueva tecnología permite mejorar los diagnósticos en pacientes obesos o con malas ventanas acústicas. Uno de los dos aparatos cuenta con la tecnología Nsight Imagin, que permite gestionar una enorme cantidad de información acústica para conseguir una nueva resolución en tiempo real.

Los nuevos ecógrafos se encuentran ya en funcionamiento en el Servicio de Radiología, y disponen de un sistema de fusión integrado con el que se pueden visualizar las imágenes de ultrasonidos fusionadas con imágenes de Tomografía por Emisión de Positrones (PET), tomografía axial computarizada (TAC), Resonancia Magnética (RM) y mamografía, para obtener una información más completa que contribuya en la toma de decisiones.

El ecografista puede consultar, en el mismo ecógrafo y sin necesidad de una estación externa, estudios anteriores para compararlos con los actuales o con la propia imagen en directo. Posee también un sistema de navegación que facilita los casos de intervencionismo complicado, como pueden ser biopsias de pequeñas lesiones difíciles de visualizar o lesiones de difícil acceso percutáneo.

La elastografía hepática es otra aplicación de las que dispone este nuevo equipo de ultrasonografía, y consiste en una alternativa a la biopsia para enfermedades difusas hepáticas al medir la rigidez del hígado de manera no invasiva.

Por otro lado, favorece la realización de estudios diagnósticos más precisos y detallados de patología superficial en las manos, dedos y tendones, entre otros, mediante una sonda de 18 Mhz especialmente indicada para estudios musculoesqueléticos y de partes blandas.

El nuevo sistema de ecografía EPIQ, que utiliza este nuevo equipamiento, supone pasar de los tradicionales sistemas pasivos existentes, a un sistema de ecografía activo que no sólo muestra los órganos, sino que los mide, permite visualizarlos con perfecta resolución, facilitando que los radiólogos hagan un diagnóstico más preciso y seguro.