21 nov 2018 | Actualizado: 21:20

Darpón anuncia que no paralizará BioCruces, pero tampoco es “una prioridad”

Ha acusado a la dirección científica de querer gestionar el instituto “sin control externo”

Lunes, 22 de abril de 2013, a las 18:17

Redacción. Vitoria
El consejero de Salud, Jon Darpón, ha reiterado en su comparecencia ante la Comisión la intención que su Departamento tiene de no paralizar el proyecto BioCruces. No obstante, ha admitido que la construcción del edificio que albergará el instituto “no es una prioridad” para el ejercicio presupuestario de 2013, y ha acusado a la dirección científica del centro de querer realizar una gestión “sin ningún control externo”.

Jon Darpón, consejero de Salud.

Darpón, que ha destacado el apoyo “inequívoco” con que cuenta la investigación biomédica por parte del Gobierno, ha calificado el proyecto como “estratégico”. Sin embargo, ha querido aclarar que dicho apoyo no se llevará a cabo “sin la evaluación de la situación actual y de un proceso de reflexión lo más riguroso que podamos hacer contando con especialistas y agentes del entorno”.

Respecto a la paralización del proyecto de construcción del edificio en que se va a albergar el instituto, Darpón ha indicado que “no es una prioridad” para su Departamento en el ejercicio presupuestario de 2013.  Es por ello que su finalización deberá esperar, pero no “indefinidamente”, sino a otro ejercicio. “Que la construcción pueda contar con fondos europeos no exime de que su coste suponga muchos millones de euros, y la mayor parte de ellos los debe poner el Gobierno”, ha esgrimido.

Además, ha reiterado que Salud "no va a paralizar  Biocruces ni va a desaparecer, sino que apuesta por su acreditación  para entrar en el club de los mejores Institutos de investigación  sanitaria". "El Hospital universitario de Cruces ha sido siempre un  referente en docencia e investigación para todo el sistema sanitario  vasco pero consideramos que Biocruces precisa de una reflexión como  se hizo al inicio de la anterior legislatura", ha señalado. 

En cuanto a la dimisión de los miembros de la dirección científica, Darpón ha querido destacar que “no han sido cesados”. Según ha explicado, desde la toma de posesión del nuevo gobierno,  estos científicos han mostrado una "nula voluntad" de adaptar este  proyecto "fundamental" a las actuales circunstancias sanitarias,  económicas y sociales.