19 nov 2018 | Actualizado: 18:10
Martes, 05 de junio de 2012, a las 10:32

LA ENTREVISTA DE REDACCIÓN MÉDICA
la senadora de ciu critica a mato por no debatir en las cámaras el rd 16/2012
Cunyat: “Cataluña no dejará a nadie fuera del sistema”
La portavoz de Convergència i Unió en la Comisión de Sanidad no ve factible ahorrar 7.000 millones ni que el FOGA vaya a remediar los conflictos de la sanidad transfronteriza

María Márquez / Imagen: Pablo Eguizábal. Madrid
La portavoz de CiU en la Comisión de Sanidad y Servicios Sociales del Senado, Coralí Cunyat, considera necesaria la reforma del Sistema Nacional de Salud (SNS) enfocada a una mejor gestión, a semejanza del modelo catalán, pero rechaza las formas y varios aspectos propuestos por la ministra Ana Mato en el Real Decreto 16/2012. Entre ellos, la estatutarización del personal sanitario que, a su entender, invade competencias autonómicas, y la responsabilidad que el texto de la norma hace recaer en las comunidades autónomas respecto al déficit del SNS. En cuanto la atención sanitaria, Cunyat dice alto y claro que “nadie” se quedará sin atención en territorio catalán, tampoco los inmigrantes ilegales.

¿Por qué se abstuvo CiU al votar la moción presentada por el PSOE con el objetivo de reformar el Real Decreto 16/2012 de medidas urgentes para la sostenibilidad del SNS?

Coralí Cunyat, portavoz de Ciu en la Comisión de
Sanidad y Servicios Sociales del Senado.

Nosotros nos abstuvimos por dos razones principales. Por un lado, apoyamos la reforma en el SNS que permita su sostenibilidad a lo largo del tiempo, por lo que compartíamos el objetivo principal. Pero no estamos de acuerdo con muchos de sus puntos y no nos ha gustado tampoco la forma. Al inicio de la legislatura, la ministra propuso un pacto global para la sanidad, donde se pretendía que todos los partidos participasen y diesen sus opiniones, pero finalmente ha sido un RD en el que hemos dialogado pero querríamos que se tramitase como proyecto de ley, buscando un sistema con el que todo el mundo estuviese mucho más de acuerdo.

La moción del PSOE pretendía eliminar algunos de los aspectos del RD. Nosotros estábamos de acuerdo en unos, pero en otro no, pero tampoco queríamos votar en contra porque creemos necesaria una reforma del sistema.

¿En qué puntos no están de acuerdo?

En el preámbulo del RD responsabilizaba a las comunidades del déficit de la sanidad pública. Tampoco estamos de acuerdo con la invasión de competencias en algunos puntos, como la estatutarización del personal sanitario. Por otro lado, sí hay aspectos necesarios como la cartera de servicios o el copago.

¿Las medidas tienen que ser inevitablemente tan estrictas?

Lamentablemente en Cataluña ya llevamos un año haciendo ese ejercicio de mejorar la eficiencia del sistema sanitario. Al final lo que pretendemos es que existan criterios de eficiencia y eficacia, como ocurriría en una empresa privada, gestionando mejor, mejorando los ingresos y controlando mucho los gastos. Compartimos la búsqueda de mejora de gestión, pero tampoco creemos necesario haber llegado al extremo de una propuesta de cambio prácticamente total del modelo sanitario.

En 2011, Cataluña hizo un ejercicio exigente de control de gasto que implicó algún cierre de centro de Primaria, definir los Servicios de los hospitales, pactos con el personal sanitario… Fuimos capaces de ahorrar bastante dinero solo gestionando mejor los servicios, y por tanto, asegurando nuestro sistema de sanidad.

La abstención de CiU para cambiar el RD 16/2012.

Agradece el esfuerzo del profesional sanitario.

¿Apoya CiU el aumento del copago farmacéutico?

Sí, creemos que es necesario para atender algunos de los servicios, pero no queremos que esto signifique que alguien se quede sin atención. Por ello, queremos que todos los copagos vayan directamente vinculados a la capacidad económica de cada uno, protegiendo a los que puedan quedar excluidos.

¿También inmigrantes ilegales?

Nosotros vamos a dar atención sanitaria a todos los residentes en España. De hecho, sigue vigente la Ley de Sanidad, y en su artículo número 2 dice que toda persona en España deberá ser atendida. La gente puede estar tranquila porque atenderemos sus necesidades.

¿Son posibles otras vías de financiación? El PSOE recalca la opción de los impuestos al alcohol y tabaco…

Yo creo que sí hay muchísimas vías. Al final hablamos de gestión global, en realidad el debate está en todos los aspectos que gestiona un Estado, la comunidad autónoma y los municipios, todos tenemos los mismos problemas. Hay que ingresar más dinero pero también ser buenos en gestión. En Cataluña estamos intentando cobrar todo lo que estaba pendiente, siendo más escrupulosos en el día a día, como el pago de las mutuas cuando se trata de un accidente laboral. Algo que a lo mejor en estos años no se ha hecho correctamente.

¿Estamos ante un punto de inflexión en la historia de la sanidad nacional?

Sí, clarísimamente. No quiero pensar que automáticamente vamos a volver al sistema de la Seguridad Social, pero sí que ha habido una deconstrucción del actual SNS. En los años 80, se consiguió pasar de un sistema basado en la cotización a un sistema universal, y aunque de momento no sabemos cómo va a acabar este tema, hay un RD que nos limita teóricamente esa atención. De momento en Cataluña vamos a atender a todo el mundo porque es un derecho de los ciudadanos.

El ahorro de 7.000 millones de euros, imposible.

El pacto por la sanidad, cada vez más difícil.

El presidente del País Vasco, Patxi López, se niega a aplicar el Real Decreto. ¿Podría ser el caso de Cataluña?

Nosotros vamos a aplicar el RD pero atendiendo los casos que consideremos que se deben atender. No vamos a dejar a nadie fuera del sistema, y por tanto, vamos a ser rigurosos con lo que hemos dicho a los ciudadanos.

Lea la entrevista completa

Vea la entrevista completa