18 nov 2018 | Actualizado: 19:00

Comienza el último trámite para que la prescripción enfermera sea reconocida legalmente

Sanidad inicia el trámite de audiencia del proyecto de Real Decreto que regula la indicación, uso y autorización de dispensación de medicamentos y productos sanitarios de los enfermeros

Martes, 04 de octubre de 2011, a las 19:12
Javier Leo. Madrid

Leire Pajín y Máximo González Jurado.

La prescripción de medicamentos y productos sanitarios por parte de la Enfermería estará regulada y pasará a estar reconocida por la legislación en los próximos meses, después de que el Ministerio de Sanidad, Política Social e Igualdad haya anunciado el inicio del trámite de audiencia del proyecto de Real Decreto que regulará esta actividad.

El Consejo General de Enfermería (CGE) ha mostrado su satisfacción por la noticia, aunque ha preferido esperar a estudiar el texto más a fondo para hacer una valoración más exhaustiva. Este Real Decreto, (lea aquí el último borrador enviado a las comunidades autónomas al que ha tenido acceso Redacción Médica) viene a regular, tanto en los servicios sanitarios públicos como en los privados, las actuaciones de los enfermeros y enfermeras en materia de indicación, uso y autorización de dispensación de medicamentos y productos sanitarios de uso humano.

Además, se prevé la elaboración y creación de un registro de enfermeros acreditados, gestionado por el CGE, en el que quedarán inscritos los enfermeros que reciban la acreditación del Ministerio de Sanidad, algo que ya recogía la Ley de Ordenación de Profesiones Sanitarias (LOPS), aprobada en 2003; así como la validación de guías de práctica clínica y asistencial y protocolos.

Para la ejecución de este último punto, el proyecto de real decreto prevé la creación de una Comisión de Protocolos que estará compuesta por representantes de los ministerios de Sanidad y Educación, las comunidades autónomas y las organizaciones colegiales de medicina y enfermería. Tal y como explican desde el CGE, “estas guías y protocolos se realizarán en base a patologías y áreas clínicas, como la diabetes o la Oncología, y garantizarán la plena seguridad clínica al paciente sobre la formación y aptitudes del profesional de Enfermería que le atiende”.