13 nov 2018 | Actualizado: 18:50
Martes, 05 de junio de 2012, a las 19:33

Redacción. Palma de Mallorca
La consejera de Salud, Familia y Bienestar Social de Baleares, Carmen Castro, ha revelado en el pleno del Parlamento que está elaborando un "nuevo decreto propio" sobre las garantías de demora, que estará basado en el estatal aprobado por la exministra del ramo, Leire Pajín, y que será "lo más beneficioso posible para los pacientes" de las Islas.

La consejera Carmen Castro.

Durante su comparecencia, Castro ha admitido que su Ejecutivo tuvo que derogar el decreto de garantías de demora aprobado por la exconsejera de Sanidad del PP, Aina Castillo, debido a que la situación actual no es "la misma" que había cuando éste se aprobó. Por ello, según ha explicado, Baleares se ha tenido que adaptar al elaborado por Pajín, "que garantiza un tiempo de demora en cinco procesos: cataratas, cirugía cardiaca, cirugía valvular, prótesis de rodilla y prótesis de cadera". Castro ha indicado que este nuevo decreto, que tiene como objetivo garantizar la asistencia sanitaria de los pacientes de las Islas, "seguirá los trámites oportunos" y "la tramitación pertinente".

Thomàs le acusa de "esconder" las cifras

Asimismo, tras las críticas del portavoz adjunto del PSIB, Vicenç Thomàs, Castro ha admitido que las listas de espera sanitarias se han incrementado durante esta legislatura a consecuencia de las medidas adoptadas para "garantizar la sostenibilidad del sistema sanitario" de las islas como la disminución de la actividad extraordinaria o la reducción de las derivaciones a la privada "porque no se podían pagar". Por su parte, Thomàs le ha reprochado los datos de las listas de espera y, además, ha criticado que la consejera pretenda "esconder" estas cifras. "Si le preocupa la salud de los ciudadanos, empiece por dar información", le ha dicho.

"Sabe que la calidad asistencial ha disminuido de forma importante, rectifique, ponga los recursos necesarios porque para lo que quieren sí que tienen dinero", ha dicho el socialista a la consellera antes de pedirle de nuevo que "deje de esconder la información y dé las listas de espera". No obstante, Castro le ha contestado que fue él quien quitó derechos sanitarios a los ciudadanos de las otras islas y "consintió que hubiese ciudadanos de primera y de segunda" por el desplazamiento de pacientes al hospital de referencia. Finalmente, la consejera ha hecho hincapié en que con el dinero del modificado de Son Espases que Thomàs destinó "para contentar a sus socios de Govern" se podrían pagar muchas horas extras.