Redacción Médica
23 de julio de 2018 | Actualizado: Lunes a las 13:35
Jueves, 10 de mayo de 2012, a las 14:07

Redacción. Mérida
El nuevo consejero de Salud y Política Social de Extremadura, Luis Alfonso Hernández Carrón,ha afirmado que el sistema sanitario español es “la joya de la corona” y ha abogado por el “consenso” y el “diálogo” para “hacer esfuerzos por parte de todos”. Hernández Carrón ha añadido que el sistema sanitario es “como si fuera una especie protegida” que en “estos momentos está en peligro de extinción”. “Y tenemos que ponernos todos a hacer esfuerzos para que esa especie protegida no se extinga, no desaparezca”, ha añadido.

Luis Alfonso Hernández Carrón, en el Pleno.

“Y yo creo que en estos momentos que se ve amenazado nuestro servicio sanitario público, universal, gratuito y de calidad tenemos que seguir trabajando para ello, por eso abogaba al consenso y al diálogo para hacer esfuerzos por parte de todos”, ha apuntado en declaraciones a los medios en el Parlamento de Extremadura.

Respecto a los pacientes ha dicho que, “en algunos casos”, verán que las prestaciones “pueden verse disminuidas”, aunque se intentará que “sean las menos posibles”; y de los profesionales ha indicado que “tendrán que hacer un esfuerzo también” para superar la coyuntura “tan difícil” actual aunque, ha añadido, “son medidas que serán siempre coyunturales”.

De sus planes al frente de la Consejería de Salud y Política Social, departamento que ha calificado como “megaconsejería”, Luis Alfonso Hernández Carrón, se ha referido a una serie de borradores de leyes “que están puestos en marcha, que vienen trabajándose desde hace algún tiempo” y referidos a los servicios sociales. Entre ellos, ha citado la Ley de Servicios Sociales de Extremadura; la Ley de Renta Básica, que fue “aprobada unánimemente en esta Asamblea”; o la Ley de Mediación Familiar, que se pretende “poner en marcha”.

Igualmente ha indicado que tiene la “mente puesta” en la Ley de la Dependencia, una ley que salió del parlamento español con la unanimidad de los grupos pero que nació también “con escasez de recursos”. “Una ley, la Ley de la Dependencia que en algunos casos tenía incluso dos o tres veces menos presupuestado de lo que es necesario en estos momentos y eso ha llevado a que tengamos una situación que rompe el principio de igualdad que emana de la Constitución y es que tenemos 17 modelos de dependencia en España, cada uno diferente, con unas prestaciones, y eso hay que arreglarlo”, ha recalcado.

“En eso estamos trabajando, en conseguir sobre todo que haya presupuesto para mantenerla y además en que tenga una cartera básica de servicios para todo el estado español, tanto en sanidad, como ya se ha puesto de manifiesto por parte de la ministra, como también en dependencia”, ha insistido.