Redacción Médica
19 de septiembre de 2018 | Actualizado: Miércoles a las 13:45

Carmen Casero: “Es vergonzoso amenazar con la renuncia a las transferencias en Dependencia”

CCOO también se muestra contraria a esta posible renuncia a las competencias

Martes, 11 de enero de 2011, a las 18:23

Redacción. Toledo
El pasado lunes, el consejero de Salud y Bienestar Social, Fernando Lamata, afirmaba que si el Estado no financia la aplicación de la Ley de Dependencia, el Gobierno regional tendrá que devolver las competencias en la materia han sido calificadas por la viceportavoz del Partido Popular en las Cortes regionales, Carmen Casero, como una "desfachatez", al considerar estas declaraciones una "amenaza" a los dependientes, y señala directamente al presidente de la Junta, José María Barreda, como responsable de esta afirmación.

Carmen Casero en rueda de prensa.

Casero ha considerado "vergonzoso" escuchar que el presidente del Ejecutivo castellano-manchego está dispuesto a "renunciar" a las transferencias en esta materia cuando, ha asegurado, "él mismo hace bandera de las políticas sociales", ante lo que la popular se ha preguntado si Barreda "tiene miedo" de que en 2011 haya nuevas personas que se beneficien de la Ley de Dependencia, como pueden ser los dependientes menos graves de nivel 1.

Así, la viceportavoz popular no ha dudado en calificar a Barreda como el presidente "más antisocial" no sólo de la historia de la región, sino de todas las comunidades autónomas, pues "ha despilfarrado en sus juergas políticas el dinero que no teníamos y ha tenido la vergüenza de decir que está dispuesto a renunciar a la aplicación de la Ley de Dependencia", ha asegurado.

Pero, además, Casero ha acusado a Barreda de mentir al afirmar que el endeudamiento de la región se produce por el gasto de 200 millones en la aplicación de la citada norma. Así, ha señalado que "las cuentas son muy fáciles" y que lo que se debe hacer en "recortar en gastos que no tienen importancia", entre los que ha señalado el Ente Público de Radio Televisión Castilla-La Mancha.
 

José Luis Gil.

CCOO: "No puede ser"

Pero no ha sido sólo el Partido Popular quien ha levantado la voz para oponerse a la posibilidad descrita por Fernando Lamata. Aunque con menor virulencia que Carmen Casero, el secretario general de Comisiones Obreras de Castilla-La Mancha, José Luis Gil, dejaba clara la postura del sindicato al señalar que "no puede ser" que el Gobierno regional se plantee renunciar a las competencias en Dependencia, y menos aún porque la vicepresidenta segunda del Gobierno y ministra de Economía y Hacienda, Elena Salgado, esté "empecinada y obsesionada" con el recorte del déficit público.

El secretario regional de CCOO ha señalado que, debido a la "presión" del Gobierno de España, "no puede haber" ningún recorte social para que se dé "satisfacción" a los mercados y se reduzca la deuda, si bien ha valorado positivamente el "esfuerzo" del Gobierno de Barreda en la puesta en marcha de programas para la atención de personas con necesidad, más aún si se compara con otras regiones, ha dicho, y ha apuntado que el Gobierno central tiene que "atender a sus compromisos" en la aplicación de la Ley de la Dependencia "a pesar de la crisis".