17 nov 2018 | Actualizado: 13:45

Aviba corrige a Castro: la deuda es de un millón de euros

La consejera aseguró al Parlamento que era de 250.000 euros

Miércoles, 23 de mayo de 2012, a las 14:10

Redacción. Madrid
La Agrupación Empresarial de Agencias de Viajes de Baleares (Aviba) ha asegurado que la deuda que el IbSalut mantiene con las agencias es de un millón de euros (1.009.975 euros) y no de 250.000 euros, tal y como apuntó la consejera de Salud, Familia y Bienestar Social, Carmen Castro.

La consejera, Carmen Castro.

En un comunicado y a raíz de las declaraciones de la responsable de Salud, Aviba ha aclarado que la cantidad a la que se refirió Castro corresponde a un pago de unos 200.000 euros efectuado en febrero y correspondiente a facturas de 2011 y a la aceptación de acreditaciones de pago a proveedores aún no cobradas por valor de poco más de 500.000 euros correspondientes también a 2011.

Por ello, han mostrado su preocupación ante el hecho de que "no quieran o no puedan adquirir un compromiso oficial de un plan de pagos" y, en este sentido, han remarcado que no piden la cantidad de la deuda íntegra, sino que lo que solicitan es un calendario de pagos. Asimismo, han lamentado que Castro "minimice" la cantidad de más de un millón de euros adeudados puesto que consideran esta cifra "una suma importante", especialmente teniendo en cuenta la actual situación de crisis. Además, se han mostrado preocupados porque los números de Castro "sean tan diferentes a los reales" y, así, se han ofrecido a "ayudarles a cotejar nuestros datos, ya que las facturas mencionadas están contabilizadas y presentadas al IBSalut".

La patronal rechaza la responsabilidad

"Poco antes de sus declaraciones había manifestado su disposición al diálogo que desde Aviba estamos solicitando y apremiando a buscar una solución para evitar y reducir el tiempo de perjuicio a los pacientes. Nos sorprendió que dijera que 'si quieren utilizar a los pacientes para cobrar una deuda, allá cada uno con sus responsabilidades'", tal y como indicó la consellera durante el pleno.

En este sentido, han destacado que no pueden aceptar que se "demonice y culpabilice" a la patronal de una situación "que llevamos meses intentando evitar y que se ha producido por falta de respuesta y compromiso por parte de la administración, a pesar de las infructuosas e innumerables conversaciones".

Finalmente, Aviba ha reiterado que "somos los primeros en considerar que se debe dar una solución a este problema y que no se puede dilatar más en el tiempo. También queremos dejar constancia de que, ante los casos graves, nuestros asociados harán excepciones a la medida tomada".