Redacción Médica
20 de julio de 2018 | Actualizado: Viernes a las 10:40
Viernes, 21 de noviembre de 2014, a las 18:31
Redacción. Murcia
La Consejería de Sanidad y Política Social, a través del Instituto Murciano de Acción Social (IMAS), destinará un importe global de 7.695.762 euros al mantenimiento de 336 plazas para personas mayores dependientes en residencias y centros de día de seis municipios, durante los años 2015 y 2016, según lo autorizado el Consejo de Gobierno.

De esta cuantía, 7.504.574 euros son para 311 plazas en residencias de Abanilla, Calasparra, Cieza, Molina de Segura y Ceutí, y 191.185 euros son para 25 plazas en el centro de día de Cabezo de Torres en Murcia.

En concreto, en la residencia de la Fundación San José y San Enrique de Cieza se contratan 106 plazas, por un importe de 2.861.287 euros, para las anualidades completas de 2015 y 2016.

En la residencia Altavida, que gestiona la Fundación Diagrama en Abanilla, se contratan, también para 2015 y 2016, 74 plazas por un importe de 1.999.125 euros.

A Molina de Segura se destinan 1.700.576 euros para un total de 63 plazas, por igual período que las anteriores, en la residencia Nuestra Señora de Fátima de la Fundación Carlos Soriano. Las plazas residenciales autorizadas hoy se completan con 53 en la residencia municipal Virgen de la Esperanza de Calasparra, por un importe de 738.385 euros, y con 15 plazas en la residencia de Ceutí, también de titularidad municipal, con una dotación de 205.199 euros. Ambos acuerdos son para el año 2015.

Por su parte, las 25 plazas en centro de día se localizan en la pedanía murciana de Cabezo de Torres y dependen del Ayuntamiento. Este nuevo contrato, por un año, entrará en vigor el 1 de diciembre de este año y su importe es de 191.187 euros.

El objetivo es prestar una atención integral a las personas mayores en situación de dependencia que precisan de unos servicios y cuidados en las actividades de la vida diaria que no pueden recibir en su entorno debido a causas socio-familiares.