Redacción Médica
23 de septiembre de 2018 | Actualizado: Sábado a las 20:00

43.000 firmas exigen que se devuelva la atención sanitaria completa a los ‘sin papeles’

La organización humanitaria reclama al Gobierno que derogue la actual legislación

Jueves, 24 de abril de 2014, a las 14:29
Jesús Vicioso Hoyo. Imagen: Miguel Ángel Escobar. Madrid
Más de 43.000 personas han dado su apoyo a la campaña de Médicos del Mundo ‘Nadie desechado’, que reclama el ‘derecho a la asistencia sanitaria pública para todas las personas que viven en España’ y, por tanto, la derogación de la reforma sanitaria. Coincidiendo con el segundo aniversario de la norma promovida por el Gobierno, la organización ha llevado las rúbricas recogidas al Ministerio de Sanidad para mostrar su rechazo. Los representantes del colectivo también han entregado el informe presentado recientemente en el que disecciona la ‘sangría’ provocada en la población más vulnerable y pone rostros a los ‘excluidos’ por la legislación vigente. Es una lucha para personas con nombres, apellidos y enfermedades.

Eva María Aguilera, coordinadora de Incidencia Política de Médicos del Mundo.

“Dos años después, seguimos viendo cómo cientos de miles de personas, por el hecho de ser inmigrantes en situación irregular, a los que se les  ha negado la asistencia normalizada a la atención sanitaria”, ha expresado Eva María Aguilera, coordinadora de Incidencia Política de Médicos del Mundo. “Pero también estamos viendo cómo familias españolas de muy pocos recursos económicos están teniendo problemas para asumir los gastos de la medicación de sus tratamientos y enfermos crónicos que tienen que interrumpir tratamientos, con las consecuencias que para su salud y su integridad física y mental tiene por el sufrimiento que esto les causa”, ha añadido.

Médicos del Mundo también denuncia que no hay calculado oficialmente los perjudicados por la reforma sanitaria. “Tenemos el baile de cifras que desde el Ministerio de Sanidad y desde el Gobierno se han ido dando durante el último año. Cuando se presentó el programa de reforma a la Unión Europea, el presidente Rajoy habló de más de 870.000 las tarjetas sanitarias que habían sido retiradas, pero después han dado cifras menores, otras veces aludiendo a depuración de bases de datos, otras retirando tarjetas de extranjeros que ya no tenían derechos, etcétera. Es decir, no sabemos cuál es la base de cálculo”, ha afirmado Eva María Aguilera, al tiempo que ha manifestado que la reforma no puede justificarse como medida para luchar contra el turismo sanitario.

La acción reivindicativa emprendida por la organización humanitaria sigue sin respuesta, por ahora, desde el ministerio, mientras que grupos de la oposición y otros agentes sociales sí han mostrado su interés por las peticiones de Médicos del Mundo. “Hace un año también le entregamos a la ministra otra carta y otras firmas, pero no hemos recibido respuesta más que por los medios de comunicación en sus suelen negar las consecuencias de lo que estamos contando”, ha apuntado Aguilera, que ha añadido que aunque su entidad aún no se había planteado una iniciativa legislativa popular, ahora no se descarta que se ponga en marcha.

Solo dos excepciones y diez ‘parches’ por comunidades

Representantes de Médicos del Mundo, delante del Ministerio de Sanidad.

Los representantes de Médicos del Mundo han aprovechado la entrega de firmas para denunciar la situación de desigualdad que padecen los afectados por la reforma, según la región en la que residan. “La aplicación del real decreto que puso en marcha la reforma sanitaria es muy desigual por comunidades autónomas y se está haciendo frente a este impacto de diferentes maneras. Cada vez hay más comunidades que han creado programas o medidas para abrir la cobertura y conceder acceso al sistema de salud a las personas excluidas por la reforma. Destacamos Andalucía y Asturias, donde se equipara la situación las personas inmigrantes en situación irregular con el resto de la población. A partir de ahí, hay otras diez comunidades que intentan abrir esa cobertura, pero son meros parches que no resuelven el problema principal”, ha defendido la coordinadora de Incidencia Política de la organización. 

El impacto de la reforma no se traduce en enfermedades de andar por casa, sino que tiene una altísima incidencia a la hora de los tratamientos farmacológicos. “Hablamos de las familias que tienen muy poco recursos y tienen muchas dificultades para afrontar el 40 por ciento que nos toca aportar por la medicación. No hablamos de una gripe casual de invierno, sino de personas con graves dolencias crónicas, tratamientos de cáncer, personas con sida y son esas excepciones las que las comunidades están intentando afrontar, pero son miles de familias las que de verdad lo están sufriendo”.

“Dicen los del registro que a dónde van las firmas, que el ministerio tiene 18 plantas”, ha preguntado una de los muchos voluntarios que han ido entregando, poco a poco, las 43.481 firmas recolectadas. “A Ana Mato, directamente”, ha respondido una de las responsables. Hasta que la ministra y su Gobierno no den marcha atrás y "recuperen, cuando menos, el modelo anterior de universalidad del derecho a la salud" no van a parar. “No era una universalidad absoluta, pero al menos tenemos que volver a esa situación”, ha concluido Eva María Aguilera.

ENLACES RELACIONADOS:

#Queridaministra incendia las redes sociales

Solo Andalucía y Asturias dan a los ‘sin papeles’ una atención igual a la del resto de población (07/04/14)